La Ilíada de Homero narra la guerra de Troya. El príncipe Paris rapta a Helena, esposa de Menelao. Los héroes de Agamenón parten con sus naves hacia la isla de Troya con la idea de resolver tal afrenta, causando una guerra entre los dos pueblos que supondría el asedio y la recuperación del orgullo perdido hasta alcanzar la victoria griega.

HEINRICH SCHLIEMANN, rico comerciante alemán, apasionado de los textos de Homero, decidió dedicar su vida a su pasión por la arqueología y, con la Iliada en mano, se puso a buscar sin descanso la ciudad de TROYA. Hasta entonces la historia conocida de Grecia comenzaba en el año 776 a.C. coincidiendo con la celebración de los primeros Juegos Olímpicos.

HEINRICH SCHLIEMANN y su mujer dedicaron toda su fortuna y su tiempo a explorar la colina de Hissarlik bajo la cual yace la ciudad de Troya. Desenterraron las ruinas en los yacimientos de las ciudades que sucedieron a ésta hasta que creyeron haber encontrado el palacio del rey Príamo. Tras esto suspendieron las excavaciones y se dedicaron a explorar los alrededores de Micenas y Orcómeno. Los Schliemann llegaron a Micenas en 1876 y descubrieron las murallas de la Acrópolis y la Puerta de los Leones. Dentro de la Acrópolis yacían los miembros de la familia real micena reposando con sus tesoros en cámara construidas en forma de colmena.

HEINRICH SCHLIEMANN, obsesionado con la leyenda del rey Minos, intentó explorar la ciudad de Cnosos pero no lo consiguió. En su lugar lo hizo un inglés, Arthur Evans, y una vez allí halló numerosos objetos como cerámicas, joyas o piedras grabadas.

Fue finalmente Carl Blegen, siguiendo con la obra de Heinrich Schliemann quien descubrió la Troya descrita por HOMERO, que fue testigo de tan sangrientos y numerosos combates entre troyanos y griegos durante más de diez años.

HEINRICH SCHLIEMANN

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: