Nadine Gordiner, escritora sudafricana nos situa en un contexto muy real durante muchisimos años en su pais, y en su novela la Gente de JULY.

En la Sudáfrica en la que todavía el régimen del apartheid esta vivo y en su momento álgido, en la ciudad de Johannesburgo la familia Smales, Barn, Mauren y sus dos hijos pertenecen a la minoría blanca que detenta el poder, aunque no son de origen afrikáans, y se consideran liberales y contrarios al racismo y al sistema de privilegios que funciona en el país; en su casa también esta July el criado negro al que siempre han tratado con corrección, pero del que poco conocen marcando entre ambas partes una distancia mas intuida que impuesta.

Una revuelta de la población negra, armada y peligrosa lleva a los Smales a huir de su casa y a refugiarse en la casa y poblado del que es natural July, y se ponen en las manos y bajo los cuidados del criado negro, intentando salvarse así de los disturbios de las grandes ciudades.

Lejos del confort y el bienestar de su casa y su entorno, en el rudimentario entorne del poblado de July, la relación entre los Smales y el criado cambia.

July ya no es el sumiso, silencioso y eficiente criado, ahora en su mundo y su casa cambia. Pero no es el único, Mauren alejada de su ordenada y confortable vida se ve enfrentada a una existencia en la que todo que aquello que daba por sentado, se transforma, y en que la penuria material se impone, en un mundo duro en el que hasta objetos en los que no reparaba tienen un valor preciado.

El dinero no les sirve para nada, y las normas de buena educación, limpieza e higiene no son las mismas, y a traves de estos pequeños cambios Mauren Smales va cambiando, tanto físicamente (ahora por ejemplo ya no se depila), como mentalmente dando un giro a su forma de pensar y de sentir.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: