LOS FUSILAMIENTOS PUBLICITARIOS y los consumidores.

Lo que se diga de este logo es merecido. Los mejores cerebros del marketing  mundial han estrujado sus neuronas en esa casa, en esa marca, para situarla en el pico más alto del consumo humano como si se tratara de algo vital para nosotros sin cuya chispa la vida fuese aburrida o le faltara la alegría y la felicidad de esa bebida espirituosa llamada  Coca Cola. No se puede negar el impacto de la Coca Cola en la civilización occidental y hasta el punto más remoto de cualquier lugar del mundo. Uno encuentra sus botellas de cristal tan sugerentes y sus latas incluso hasta en las cordilleras del Himalaya donde el monte  Everest eleva su cumbre por encima de las nubes.

La belleza de algunos espots es legendaria lo venden todo.

Sea la que sea la formula de esta bebida su enorme clase se la han dado muchos factores encadenados pero sobre todo las magistrales campañas publicitarias. Un ejemplo perfecto de marketing lo tenemos en el año 2003 cuando Coca Cola musicalizó uno de sus spots con el tema, "Chihuahua", cuya canción tuvo un relanzamiento mundial convirtiéndose  en el segundo single más vendido del mundo. Dj Bobo, que ya tenía algún disco de oro por otras canciones y alguno de sus álbunes fue superventas alcanzó el estrellato de manera meteórica. La publicidad aquí fue de Séptimo Arte. No hubo fusilados publicitarios.

El Corte Inglés es otro ejemplo sobresaliente de buena publicidad. Cierto que es una llovizna constante que emplea los más adelantados medios psicológicos en busca del consumidor. ¿Y qué? Su publicidad no fusila a nadie sino que lo seduce con las mejores artes escénicas y musicales y, además, sus productos están entre los de mayor calidad del mundo. El siguiente spot es maravilloso. "Ya es primavera en el Corte Inglés", es el summun de la elegancia y la finura y el buen gusto en el arte de las ventas.

¿Y qué podemos decir de la Tónica Schweppes? El tío de la Tónica es uno de los anuncios más simpáticos y divertidos de cuantos se han hecho. El lema: "Si no te gusta es porque la has probado poco", es para quitarse el sombrero.

¡Todos a beber Schweppes! Tampoco fusilaban al consumidor. Lo dejaban vivir por si acaso fuera posible consumidor de Schweppes. Digno es de mencionarlo. La excelente publicidad eleva los espíritus y toca la fifra más sensible del consumidor.

Anuncios geniales

SCHWEPPES: "Si no te gusta es porque la has probado poco". 

Y un último ejemplo es el de la gaseosa La Casera. Una bebida increíble popularizada masivamente gracias a una campaña que dio en el clavo de lleno. Aquello de, "Si no hay Casera nos vamos", fue antológico, antológico. Sabiduria practica en acción. El consumo de La Casera se generalizó más que el consumo del agua. Ni un fusilado por la publicidad. A todos se les perdonaba la vida que es donde radica el verdadero poder, que pudiendo matarte, te perdona y te deja vivir.  ¿El resultado? Se incharon a ganar dinero. Y nosotros los españoles nos aficionamos a mezclar vino con "Casera" sin reparar si el vino era un Rioja Gran Reserva, o uno de esos otros que se te tira a la cabeza a los dos tragos.  La Casera, por supuesto,  a pasado a ser la mejor gaseosa al margen de lo que contenga.

Bebida insuperable

Anuncio, LA CASERA: Si no hay Casera nos vamos. 

La buena publicidad es grandiosa en su esencia. La mala es lo más parecido al barrido de un nido de ametralladoras  en el desembarco de las playas de Normandía. Cualquier parecido con el verdadero arte de las ventas es pura coincidencia. Muchas veces dejo de navegar por internet asqueado porque literalmente la publicidad te estalla en la cara como una granada.


Los fusilamientos publicitarios son una muerte anunciada del spot.

Eso no es publicidad es un ataque despiadado a nuestro cerebro, un asedio a nuestras defensas mentales, con el fin de noquearnos y de incapacitarnos psíquicamente, para que podemos reaccionar a esa salvaje violación de nuestra intimidad. A veces me siento como los patos de las marismas, que vuelan tranquilos por esos cielos azules totalmente confiados cuando, de repente,  empiezan a caer abatidos por una salva de disparos de los camuflados cazadores que desde  el suelo  les disparan, hasta que el hombro les aguante.

Si no se mata a los consumidores consumen más. ¡No fusilen!

Los patos

Los fusilamientos publicitarios matan la publicidad.

Tan masiva y agresiva es la descarga publicitaria en ocasiones, que me vienen a la mente imágenes de la Segunda Guerra Mundial, y de los aviones de guerra soltando desde sus panzas, aquella granizada de bombas de alto poder explosivo e incendiarias que arrojaban sobre las ciudades sembrando la muerte y arrasando todo a su paso con la mayor destrucción. O una de dos: o los que tratan de arrasar nuestra mente no se dan cuenta de lo que hacen, o si se dan cuenta, es que tratan de arrasar nuestras mentes.

Los fusilados por la publicidad caen en un acto de consumo.

Resumiendo: vender es una de las mayores experiencias de la vida. Un arte que beneficia al que compra y al que vende. El respeto por los seres humanos está ante todo y los grandes publicistas lo saben. Hacer de nuestro prójimo una diana para abatirlo con nuestros productos es un crimen horrendo. Nadie tiene derecho a obligarnos a consumir lo que no queremos  porque nadie tiene derecho a hacernos consumidores, consumidos. Esta brutal mentalidad es más propia de los bárbaros y de la barbarie que de gente honesta y de luces.

Yo amo la publicidad desde niño ella ha sido siempre uno de mis grandes amores. Sé lo maravillosa que es. Pero la publicidad es para las personas y no las personas para la publicidad. La buena publicidad es educada y respetuosa y honesta. Lo demás, que se ha puesto tan en boga hoy, como si fuera la panacea al más exagerado y desproporcionado consumo, es una aberración intelectual de lo más pervertida. 

La excelente publicidad obra milagros, produce riqueza y alegría inconmensurables, y hace del mundo un lugar en el cual vivir. Les dejo con Dj Bobo. Que lo pasen bien. 

Las fotografías mostradas en este blog son propiedad de sus respectivos autores.

El contenido de este blog tiene carácter no lucrativo y de entretenimiento solamente.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: