Los Frescos de Francisco de Goya en la Basílica del Pilar Catedral de Zaragoza.

mi escritorio

El gran Francisco de Goya en la Basílica del Pilar, Catedral de Zaragoza o donde sea siempre nos deja petrificado con tanto arte y dominio de las imágenes y aquí una vez mas nos lo demuestra. Esta espectacular pintura titulada La adoración del Nombre de Dios, hace que nos recreemos con un estilo clasicista, una composición increíblemente muy cuidada y unos tonos suaves que encajan perfectamente, visualmente, a la perfección con el entorno.

mi escritorio

De nuevo Goya con el segundo de los frescos que es una composición colorista, imaginativa e innovadora, donde los críticos dicen que nada que ver en estilo con la primera hasta el punto de que se podría dudar que ambas hubieran salido de las mismas manos. El título de esta composición es Regina Martirum, Reina de los Mártires, donde el espacio que ocupa es media esfera completa de una cúpula con un espacio vacío en su centro, que es el espacio que ocupa su linterna, en el lado Norte del templo, casi en línea con la Columna de la Virgen y a casi cincuenta metros de altura.

mi escritorio

mi escritorio

Algunos estudiosos de arte, han atribuido a Francisco de Goya estos dos pequeños lienzos que se encuentran enmarcados por separados en la capilla del Bautismo dentro de la Basílica. Esta teoría tiene sus defensores y sus detractores, pero si no son de Francisco de Goya, serán de alguno de sus discípulos.

mi escritorio

mi escritorio

mi escritorio

mi escritorio

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: