A lo largo de nuestra existencia se producen ocurrencias que dan lugar a expresiones, psea palabras,frases, diálogos que resultan merecedoras de ser recordadas.

Ocurrencia Uno.

Ingresan tres hermanos a la cocina de casa, esperando encontrar algo de comer.

-Las ollas están vacías!, exclama uno de ellos.

-"Voltearon las ollas" apunta otro hermano.

-"Nos dejaron tirando cintura", señala el tercero.

.¿Ahora, qué hacemos? dicen al unísono.

El más despierto de todos , dice:

-Ya sé. Todos a la casa de la abuela.Una gallina del corral y listo.

-Uno de ellos, recuerda la gallina al carbón ,rico potaje con receta de la abuela.

-De repente nos revela su secreto, manifiesta otro.

-No se esmeren mucho, dice el más tranquilo de los tres, la abuela no se la ha dsdo ni a mamá.

-Disfrutemos el plato, y nada más-

Corrieron todos a la casa de la abuela, quien como siempre los atendió, sin receta incluída por supuesto.

                                       ***********************

Ocurrencia Dos.

-Un esposo se dirige a su esposa, quien había reaccionado airada ,ante una expresión que consideró equivocada.

-Cálmate ! Cálmate! Cálmate!

-Mira que tu cabellera se ha erizado, tus canas han aumentado, y la juventud en tu rostro ha desaparecido.

La señora ríe de buena gana ante la ocurrencia de su pareja.

Cabe agregar que en pleno invierno limeño, con tanta humedad, frío incluído, cualquier cabello se alborota.

En lo de las canas, habían pocas realmente.

Lo de la juventud es un decir sobre un rostro reposado, tranquilo y que no refleja ira , enojo o algo mayor.

 

 

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: