Este es un nuevo Cuento  del Señor Nochahua, inspirado en vivencias aderezadas con un poco de imaginación.

Eran dos compañeros de trabajo llamados Quero y Ñero, quienes a muy edad en la plenitud de sus vidas contraen matrimonio con dos vecinas de la ciudad.

En el transcurso de su vida matrimonial, ambos procrean con sus respectivas parejas dos descendientes, a saber dos niñas por parte de Quero y dos niños por el lado de Ñero.

Las circunstancias hicieron que con el  devenir de la amistad, reuniones familiares, de amigos, etc se produjera que ambos entablaran relaciones nuevas, calurosa y de mucha intensidad con dos nuevas parejas.

Lo curioso es que ni Quero ni Ñero pudieron aumentar familia, a pesar de la intensidad de sus encuentros  a lo largo de muchos años.

Una yapa feliz para Quero y Ñero que sin embargo revela una fertilidad limitada, aún visitando tiendas distintas a la tienda oficial matrimonial.

Misterios tiene la vida, que invitan a la investigación.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: