Fe: El Camino a la Felicidad

Fe: El Camino a la Felicidad es una obra interesante y profunda escrita por el autor turco Adnan Oktar, conocido en el mundo como Harun Yahya, que nos hace reflexionar sobre nuestra eterna búsqueda de la felicidad terrenal, a expensas de la espiritual.

En Fe: El Camino a la Felicidad, Harum Yahya plantea que durante su vida, la gente tiene una variedad de objetivos y planes que les gustaría cumplir. Aunque aparentemente diferentes a primera vista, estos objetivos coinciden en un nivel básico. En este nivel la gente desea vivir su vida en la felicidad y la tranquilidad para obtener tantas ventajas como sean posibles.

La felicidad y el confort que disfrutan, asegura Harun Hahya en su libro Fe: El Camino a la Felicidad, se da en forma proporcional al tamaño de las ventajas que obtienen. En este sentido, todo el mundo aspira a alcanzar ese objetivo común, siguiendo caminos diferentes y con diferentes métodos, pero invirtiendo toda su vida y esfuerzo en la concreción de este objetivo.

Sin embargo, en Fe: El Camino a la Felicidad encontramos que lograr todo las metas no cambia el resultado final: una vida melancólica llena de infelicidad y de problemas que esto acarrea... a excepción de los verdaderos creyentes, que buscan la aprobación de Dios y son conscientes de que su verdadera felicidad y morada está en el Más Allá. Hoy en día, un gran número de personas se quejan porque han sido incapaces de alcanzar una paz verdadera y porque a pesar de sus esfuerzos y sus intentos de ser feliz, no son felices en lo absoluto.

En Fe: El Camino a la Felicidad, vemos que la razón por la cual las personas terminan en tal situación se debe a que tratan de encontrar la felicidad en los lugares equivocados y con la gente equivocada. Para algunos, la felicidad es la riqueza material que obtienen, y ser capaces de gastar su dinero como quieran, comprar lo que deseen y consumir más y más cada día. Para gente como esta, el placer que les da el consumo es la mayor fuente de felicidad en sus vidas. Esos deseos son como un pozo sin fondo, que nunca podrán llenar. Debido a sus deseos, la gente nunca está satisfecha con lo que tienen y obtienen, siempre quieren más y mejores cosas y creen que serán capaces de vivir más felices si las adquieren.

Sin embargo, En Fe: El Camino a la Felicidad aprendemos que estos esfuerzos sólo logran una felicidad temporal y efímera. Distinta es la felicidad de quien sigue a Dios, una felicidad verdadera y eterna. En definitiva, Fe: El camino a la felicidad es un libro que vale la pena ser leído tanto por creyentes, como no creyentes.

Fe: El Camino a la Felicidad

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: