Los falsos recuerdos de consumir cannabis

Los fumadores de marihuana frecuentes son más susceptibles a la producción de falsos recuerdos, confundiendo las cosas reales de las imaginarias. Les ocurre incluso después de que haya pasado un mes tras haber dejado el consumo de cannabis.

Un estudio realizado por investigadores del Hospital de Sant Pau de Barcelona en España ha comprobado los efectos de esta droga sobre la memoria de las personas. Os dejo el enlace del estudio:

http://goo.gl/qFwXkb

 

 

La marihuana no sólo hace que resulte más difiícil la concentración y la retención de información haciendo incluso que las personas sean incapaces de aprender cosas nuevas sino que además crea en el cerebro situaciones inexistentes que la persona en cuestión vive como si fueran reales y es incapaz de saber lo que está pasando de verdad o sólo en su cabeza.

Y lo peor es que no sólo ocurre en el momento digamos ilusorio sino que también los deja grabados en el propio cerebro como si fuesen recuerdos de verdad. Algo parecido a lo que les pasa a los niños.
Y esto no ocurre sólo en personas con trastornos psiquiátricos y neurológicos sino también en personas sanas.

Imágenes de resonancia magnética funcionales han revelado que esta activación anormal del cerebro del cannabis (Cortesía del Hospital Sant Pau). En el estudio, un grupo de usuarios regulares de marihuana y un grupo de consumidores que no consumían fueron sometidos a una serie de tests de memoria.

Los falsos recuerdos de los consumidores de cannabis

Estudio

Se les mostró dos listas con palabras para que recordaran. La segunda lista contenía palabras que estaban relacionadas con las primeras, lo cual podría llevar a confusión a más de uno. De este modo detectarían las personas que se acordaban realmente de la primera lista.

El resultado de este análisis encontró que los usuarios de marihuana por error reconocieron más palabras de la segunda lista como si hubieran estado en la primera. Además, los escáneres de resonancia magnética nuclear funcional mostraban que los consumidores de cannabis presentaban menor activación en las áreas del cerebro que supervisan los procedimientos de almacenamiento y, en general, al control de los recursos cognitivos.

Conclusión, la gente que fuma marihuana padece distorsiones de la memoria y confunde la realidad con lo que imaginan y este efecto puede durar hasta un mes después de desengancharse.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: