Estresado

Uno de los males de la sociedad actual es el estrés. Su principal desencandenante es el ritmo de vida que llevamos.

La gran cantidad de actividades diarias que debemos desarrollar, terminan pasándonos factura. Si a ello le unimos que cada vez nos sentimos más presionados en el trabajo, es normal que terminemos sintiéndonos mal tanto mental como físicamente. La aparición de síntomas como el dolor de cabeza, el dormir mal o incluso la falta de apetito, son reacciones normales de nuestro cuerpo ante situaciones que nos resultan realmente agobiantes. 

Para evitar el estrés lo mejor es hacer una buena planificación y tener hábitos saludables

Cuando más sentimos el estrés, es cuando nos damos cuenta de que no tenemos tiempo para hacer todo lo queremos. La mejor manera de tratar de evitar esta sensación de agobio es intentando hacer  una buena planificación de todas las actividades. Está claro que no existe ninguna solución milagrosa, pero si empezamos por priorizar cada una de las actividades habremos avanzado mucho para evitar que el estrés nos invada. 

Una vez que tengamos establecidas nuestras actividades diarias, debemos centrarnos en aquellas que consideremos más importantes y tratar de dedicarles más tiempo. Para ello lo mejor es realizar un horario, pero teniendo seguridad  de que vamos a poder cumplir con él, de lo contrario nos expondríamos a tener más estrés. 

Algo que también nos ayudaría a no sufrir estrés es hacer alguna actividad física. Al final del día, es necesario relajar la mente y el cuerpo. Hay una gran variedad de actividades que se pueden elegir según nuestros gustos. 

Si lo que se pretende es soltar tensión, existen deportes con los que se puede descargar una gran dosis de adrenalina. Si lo que queremos, es relajación el yoga o la natación son las actividades más adecuadas. 

Cuidar la alimentación

Si la alimentación es algo que debemos tener en cuenta siempre, cuando se trata de evitar el estrés es fundamental. Lo más adecuado es evitar tomar los snack y los estimulantes como las bebidas energéticas. 

Es aconsejable que se sustituyan por alimentos saludables, como las frutas y verduras. 

Y es bueno tener en cuenta un aspecto básico, tener una buena disposición para querer evitar el estrés. La actitud positiva e intentar controlar nuestros pensamientos y nervios  ayudarán mucho a que consigamos evitar el temido estrés. 

Ya que el estrés nos afecta a todos por igual si tenemos la constancia de querer evitarlo mejoraremos mucho nuestra relación con los demás y así seremos capaces de disfrutar más de la vida. 

 


 

 


 

 

Estrés

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: