Estados Unidos depende del dólar para su hegemonía económica

PUEDE LA CAÍDA DEL DÓLAR ARRASTRAR A ESTADOS UNIDOS Y IMPULSAR A LAS POTENCIAS EMERGENTES?

Empezó siendo un secreto a voces, pero acabó por convertirse en realidad: El acuerdo firmado en mayo entre Rusia y China para el suministro de gas ruso al gigante asiático incluía su pago en las monedas respectivas, excluyendo al dólar, la moneda cuya aceptación internacional confería a Estados Unidos la hegemonía económica mundial desde el abandono del patrón oro.

No es baladí que un acuerdo comercial de tal envergadura, valorado en unos 400.000 millones de dólares por los 38.000 millones de metros cúbicos anuales de gas que Rusia suministrará a China durante las próximas tres décadas, fuera acordado en las divisias nacionales respectivas (rublos y yuanes) sin recurrir al dólar, como ha venido siendo habitual durante las últimas décadas. Se trata de un claro ejemplo del auge de la multipolarización global que vive el planeta tras un período de unipolaridad en la que existía una única potencia hegemónica, Estados Unidos.

Los llamados BRICS (acrónimo de Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica) parecen destinados a protagonizar una nueva fase de equilibrio global en detrimiento de la potencia hegemónica estadounidense. Su creciente importancia se debe, entre otras razones, a su extenso territorio, con la consiguiente posesión de numerosos recursos energéticos por explotar. También a qué constituyen la mayor parte de la población (y mercado) del planeta, y a su creciente participación en el mercado mundial con el gran crecimiento de su PIB en los últimos tiempos. Para Estados Unidos es muy importante que el comercio de estas potencias se haga en dólares.

El dólar, desde que se decretó el fin del patrón oro en 1971, se ha estado imprimiendo sin sostenerse sobre una base económica real, pues hay voces que afirman que las reservas de oro que Estados Unidos guarda bajo secreto en Fort Knox están prácticamente vacías. Por lo tanto, se habla cada vez más del dólar-chatarra, siendo la moneda con la que los BRICS, y demás países comercian y que, llegado el punto, puede dejar de ser aceptada por ellos, con la consiguiente caída de su valor. De ahí el interés creciente por buscar una moneda más segura, y, en consecuencia, la exclusión del dólar en el gran acuerdo sobre el gas entre la Federación Rusa y la República Popular China. Y de ahí el interés de Estados Unidos en sostener a su moneda a cualquier precio.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: