España contra Brasil: La gran y esperada final de la copa confederaciones.

Empezó muy mal para la selección española que encajó un tempranero gol de Brasil, una selección que estaba volcada, concentrada y totalmente metida en el partido. Los jugadores españoles parecían ir a cámara superlenta, era como si realmente no se jugaran nada. Personalmente, pienso que no les parecía un gran título como ya comentaron algunos jugadores españoles antes de la final o sencillamente, que estaban "cansados". Demasiado calor en el estadio de Maracaná, aunque los jugadores brasileños no tenían incorporado un sistema de refrigeración en su camiseta. La temperatura era la misma para los brasileños que parecía que había 30 en el terreno de juego, sencillamente, creo que España está cansada de ganar.

No echemos culpas a nadie. Brasil fue una apisonadora frente a la selección española y ganaron merecidamente. No inventemos excusas. Ni el árbitro, ni el campo, ni la temperatura, ni el cansancio.... Con otro árbitro, España hubiera perdido igualmente, si hubiesen jugado en Valencia, España hubiera perdido también. La trayectoria de la selección brasileña ha sido más complicada que la de la española por lo que, la excusa del cansancio tampoco sirve. Los jugadores brasileños lucharon más y mejor para que la copa no saliera de Brasil y para muchos, la superioridad fue aplastante.

España fue la roja menos viva de los últimos años.

Este grupo ya ha dado de sí todo lo que tenía que dar, necesita una renovación, un aire fresco que renueve la mentalidad del equipo. En el fútbol hay ciclos y para la selección española ha terminado uno de ellos. El mejor ciclo de la historia para el fútbol español pero con esta final, acaba de terminar y necesita empezar uno nuevo.

Las selecciones saben ya la manera de ganar a la roja. Italia estuvo muy cerca y Brasil les ha tumbado desde el primer segundo de partido, anulando a Iniesta, anulando el centro del campo y no dejándoles crear juego a los grandes pensadores del equipo. Iniesta anulado y un Xavi invisible fue la sentencia de un equipo perdido que divagó por el terreno de juego.

España-Brasil: Copa confederaciones. La roja menos viva.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: