Escucha

La escucha activa se utiliza para conseguir tener una comunicación más fluida entre las personas. Al mismo tiempo se mejora la capacidad que tenemos para escuchar. 

Posiblemente uno de los procesos más difíciles de la comunicación sea el de saber escuchar, ya que normalmente se está más pendiente de lo que se emite que de lo que en realidad se está comunicando. Hay quien piensa que se escucha de manera automática, pero esto no es cierto. Ya que para escuchar hay que hacer un mayor esfuerzo que el que se realiza para hablar y es superior a aquello que se hace para interpretar lo que se oye. 

Por este motivo, la escucha activa es además de escuchar entender a quien habla. Dicho de otra forma, no solo hace referencia a lo que la persona está expresando sino que también se aplica a la posibilidad que existe para leer los sentimientos y los pensamientos de la persona que está hablando.

Cómo mejorar la escucha activa

Eisten tres factores que pueden ayudar a mejorar la escucha activa:

. Estar preparados interiormente, mostrando disposición para escuchar a la otra persona de este modo seremos capaces de identificar sus sentimientos y también lo que está diciendo. 

. Transmitir al otro que se le está escuchando mediante el uso de la comunicación verbal, se pueden expresar expresiones del tipo, " ya veo", "eso es así" o "claro". También es importante utilizar la comunicación no verbal; como por ejemplo mirar directamente a los ojos de la otra persona, o hacer algún gesto de afirmación. 

. Y quizás el aspecto de la escucha activa, sea el de saber ponerse en la piel de la otra persona. 

También es importante tener en cuenta los factores que pueden perjudicar el buen desarrollo de la escucha activa, se trata evidentemente de aspectos que se deben evitar:

. Intentar no distraerse ante aquello que se está escuchando. 

. No interrumpir a la persona que está hablando.

. No se deben hacer juicios anticipados.

. Tampoco se debe quitar importancia a lo que la otra persona está sintiendo en ese momento, haciendo afirmaciones del tipo: " eso no es nada", o " si vieras lo que me pasó a mí".

Está claro que lo que mejor puede funcionar a la hora de hablar y ser escuchado, es hacerlo con las demás personas de la misma forma en la que nos gusta a cada uno que lo hagan con nosotros. 

 

 


Escucha

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: