Si te encuentras en ese instante de tu vida, en el que sientes como si ya fueras demasiado viejo para seguir la ruta de encontrar tu pasión, ponle fin a esos pensamientos. Nadie es demasiado viejo o lo contrario demasiado joven para ir a donde realmente quiere ir. Si te rindes y cesas la búsqueda, nunca sabrás lo que pudo haber pasado si te hubieras permitido seguir y asumir los riegos de alcanzar lo que tu corazón desea.

La edad no es un factor relevante en lograr lo que te haga sentir completo. Esto es importante para que cuando finalmente, no puedas reunir la fuerza para seguir adelante, tu puedas siempre ver hacia atrás a tus logros con regocijo en tu corazón.

La edad no es un Factor.

A medida que transcurre la vida, hay muchas fases que hay que vencer antes de poder proclamar el éxito en las diversas empresas que emprendemos. Tú puedes haber tenido prioridades diferentes cuando eras más joven, lo cual puede ser la razón por lo que realmente no te has enfocado en encontrar cuál es tu verdadera pasión. Esto puede ser fácil y esto se puede hacer. Pero la vida se vuelve más complicada a medida que se envejece, razón por la que se tiende a descuidar el recordar y tener presente, lo que realmente queremos lograr en primer lugar.

Cuando eras joven, pensabas en tener éxito como fuera. Se trata de una mentalidad ideal porque en ese momento te debes a la gente que te ayudó a escalar para ser mejor y para sobresalir en cualquier camino que hubieras elegido para caminar. Y para tener éxito, algunas personas optan por dejar de lado sus anhelos, y tomar las oportunidades que se presentan para el momento en que se necesitan. Aprovechan estas oportunidades y piensan que después de haber ganado buen dinero y de guardar un montón, irán de nuevo hacia lo que realmente quieren perseguir, su pasión.

Esas personas nunca tienen la oportunidad de mirar hacia atrás. Una vez que se sienten como si estuvieran ya asentados en el medio ambiente que han elegido para estar, temen perder todo si lo dejan ir en aras de buscar algo de lo cual no están realmente seguros de lo que será el resultado. Por lo que deciden permanecer en el lugar donde están, a pesar de que sienten que están atrapados allí. Si estás haciendo algo que realmente no te gusta mucho, te sentirás como si la vida te arrastrara a hacer cosas. Estás creando tu propia prisión en la que haces movimientos calculados y donde sabes exactamente qué hacer cuando algo sale mal.

Una vez que te sientas demasiado a gusto con ese escenario, es probable que tenga miedo de salir de allí. Así que tienes que tomar tu riesgo antes de entrar en dicho estado. Si te permites ser un prisionero de esa situación a la que estás siendo impulsado ​​por el dinero, te será difícil volver al punto en el que le has prometido a tu pasión que vas a volver por ella. Esa promesa es importante, porque te debes a ti mismo el lograr que eso suceda. De esta manera, una vez que seas mayor y que has logrado tanto, podrás ver la luz en lo que realmente importa si has tenido el corajes de seguir tus instintos hacia el cumplimiento de sus sueños.

Encontrar tu pasión aún siendo mayor

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: