Cómo elegir las mejores telas para tu hogar

Las tapicerías tienen como objetivo revestir los muebles, mientras que las cortinas son telas que cubren huecos. Ambas deben estar relacionadas con los fondos de la habitación, pero teniendo en cuenta que los tejidos empleados en la tapicería siempre serán más resistentes que los de las cortinas. 

La elección de las telas irá en función de la iluminación y del espacio predominante en la habitación. Las cortinas translúcidas y los visillos aprovechan la luz natural al permitir que penetre en el interior. La luz del sol se refleja bien en las telas muy ligeras y en los tonos cálidos, como los tejas o dorados. Pero no todas las ventanas aceptan el mismo tipo de cortinas. Como referencia, para grandes ventanales, sonn apropiadas las llamadas cortinas romanas, construidas con rieles horizontales que atraviesan las tela y con un mecanismo de cordones se suben para que pase la luz; y para ventanas correderas se recomiendan los estores.

En función del espacio, las cortinas tupidas son adecuadas para un lugar amplio, y los visillos y estores para los de dimensiones reducidas. En los techos bajos, se obtiene la sensación de mayor altura al colocar la barra lo más arriba posible; en caso contrario deberá quedar al nivel del marco de la ventana. Si se trata de una ventana de doble hoja son más prácticas las argollas, ya que las cortinas se corren mejor que si están sujetas por lazos.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: