...salió a paso ligero, disimulando para no correr, la reunión habia salido peor de lo que esperaba creia tenerlo todo controlado escogió minuciosamente su vestuario un traje sastre entallado azúl con una camisa de seda con lazo al cuello hasta su maquillaje y peinado estaban coordinados, ensayó frente al espejo estudiando cada gesto,cada postura,cada palabra(el lenguaje corporal no era algo que ella desconocia) habia tomado y dado cursos de los cuales había adquirido todo tipo de conocimientos!que habia fallado!trabajaba bajo presión haciá varios años la propuesta era muy interesante para ambas partes habia aprendido que todos debían ganar. Había renunciado a lo que más valor tenía en la vida "el tiempo" (dicen que el tiempo vale oro yo creo que es más que eso yo no podría comprar el tuyo) era una de sus frases favoritas,aunque lo ponía poco en practica, se volcó en el trabajo con toda la pasión amaba lo que hacía y no le importó renunciar a su vida privada...
Queria respirar! el sol brillaba intensamente en un cálido día de invierno, entró en una cafetería nueva cerca de su oficina (cayó en la silla con todo su peso) la energia que había puesto hacia solo unos minutos la había dejado exhausta sopesaba sus días de insomnio y creía qué tendría una recompensa porque auguraba un rotundo exito,a pesar de todo estaba aliviada porque había hecho todo lo que estaba en sus manos.
Pidió un té mientras su mirada vagaba sin rumbo. En la mesa del frente un hombre de unos treinta años moreno, alto, con un traje impoluto la observaba con detalle...sus miradas se cruzaron y él sonrió amablemente ella le correspondió con una mueca,bebió el té dando pequeños sorbos ya casi sin pensar en nada... se levantó y se dirigió al baño, su cara se reflejó en el espejo, era guapa llevaba un discreto maquillaje ,que lo borró casi por completo al mojarse la cara, cuando la giró la estudiaba el moreno de la mirada intensa desde el pasillo, ella sonrió pero esta vez lo hizo a consciencia reparando en lo inmensamente atractivo que era, él se acercó y sin mediar palabra acarició su mejilla en un gesto suave,dulce,ella ladeó la cabeza agradeciendo la caricia como una animalito abandonado, besó la palma de su mano, el acercó su boca a la de ella y la besó tiernamente..

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: