“EL PAN es para disfrutarlo, y el vino para gozar de la vida —dijo una vez un sabio—; mas para eso hace falta dinero” (Eclesiastés 10:19, Versión Popular). Pero ¿qué es precisamente esa cosa misteriosa... el dinero? ¿De dónde proviene?

Hace mucho tiempo el hombre se dio cuenta de que ni el trueque ni el cargar consigo algún metal precioso eran modos convenientes de comerciar. Así que los ingeniosos chinos inventaron el papel moneda. Y con el tiempo otras naciones, también, optaron por la conveniencia del papel impreso, que podía cambiarse, al menos en teoría, por cierto metal precioso... generalmente oro.

El patrón oro, sin embargo, tenía un defecto inherente. Se dice que el valor total de todo el oro que se ha extraído asciende a solo unos 85.000 millones de dólares estadounidenses (usando la vieja cotización de 35 dólares/oz. de oro). Jamás habría suficiente de tal metal brillante como para mantenerse al paso del frenético aumento de la población y los negocios.

Para ilustrarlo: Después de la II Guerra Mundial, el dólar estadounidense se convirtió en la moneda del comercio internacional. Por eso, miles de millones de dólares estadounidenses llegaron a estar en manos de gobiernos extranjeros. Cierto escritor afirmó: “Ya para 1965 había más dólares en manos de bancos del extranjero que su equivalente en oro en Fort Knox”. (Las bastardillas son nuestras.) ¿Qué hubiera sucedido si todas las naciones hubiesen exigido de repente su oro? De modo que en 1971 los Estados Unidos dejaron de permitir el cambio de papel moneda por oro. Las naciones extranjeras ya no podrían redimir sus dólares por oro, aunque los Estados Unidos aún conservaron enormes reservas de oro. Para todo propósito práctico, pues, el dinero llegó a estar respaldado sólo por la buena fe del gobierno estadounidense. Eso produjo caos en el sistema monetario internacional.

dinero

Por consiguiente, el dinero vale únicamente lo que la gente piensa que vale. Mientras más dinero imprimen los gobiernos, menos valor le da la gente. Pero las prensas no son la única fuente de dinero.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: