El día de hoy me levanté temprano, me bañé y ayudé a tender la cama y a otras labores, pude tomar mi desayuno tranquilo, salí de casa y llegué a tiempo a mi trabajo, realicé todo lo que tenía pendiente y evité molestarme con mi jefe o mis compañeros, traté de ponerme en su lugar para comprenderlos.

 

Llegué a casa y a pesar de los inconvenientes del trayecto de regreso, mostré mi mejor sonrisa y ánimo para saludar a mi familia y platicar un rato con ellos; merendé, leí un rato y ví un poco la televisión, después me fui a descansar a mi habitación; antes de conciliar el sueño le di gracias a Dios por todas las bendiciones de que nos colma y le pedí fervientemente que todos los seres humanos tuvieran días como el mío, porque de esa manera, se vive mejor, en armonía y lo que es todavía mejor, cumplo con mi misión de dejar este mundo mejor de cómo lo encontré y eso amigos, eso hace que la vida valga la pena.

 

Que no se nos olvide que un día como éste puede ser repetido innumerables ocasiones, todo depende de nosotros, todavía...

 

Guillermo Lora Santos.

Un día cualquiera de 2003 y de cualquier día...

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: