Don Bosco

DON BOSCO

DON BOSCO O GIOVANNI MELCHORE BOSCO

El 16 de agosto de 1815, nace en Turín, en el entonces reino de Piamonte-Cerdeña, un niño llamado GIOVANNI MELCHORE BOSCO De pequeño, se quedó huérfano de padre y, desde entonces, su madre lucha por sacar adelante a Giovanni, así como a sus dos hermanos y un hermanastro que trajo su padre a esta familia de su primer matrimonio. Su madre, una señora muy devota y de carácter rígido y firme, no se volvió a casar y se dedicó a educar y a sacar adelante a sus hijos. Sin embargo, corrían tiempos difíciles. Había tiempos de hambruna y había que realizar trabajo duro. Entre los niños, Giovanni (Juan en italiano), era el único entre sus hermanos quien destacaba por su curiosidad y la voluntad de estudiar. Para poder pagar sus estudios, comenzó en su temprana infancia a recolectar limosnas y aprendió varios oficios, entre ellos el de sastrería, para realizar distintos trabajos y ganarse la vida. Ello le ayudó a Juan Bosco a pagar sus estudios.

Su infancia se veía acompañada por diversos sueños importantes, el primero se manifestó a los nueve años, y le marcaría el resto de su vida. Según contaría más adelante, Juan Bosco se encontraría cerca de su casa en un lugar que se parecía a un patio lleno de niños. Estos muchachos utilizaban palabras groseras y Juan Bosco se lanzaba sobre ellos para darles puños. Fue en este momento cuando se le aparecía una persona quien le llamó y le decía: “No con puños, sino con amabilidad vencerás a estos muchachos.” Juan Bosco, curioso por saber quién era la persona que le hablaba, le respondió: “Yo soy el hijo de Aquella a quien tu madre te enseño a saludar tres veces al día. Mi nombre pregúntaselo a mi madre.” De repente, los niños del sueño habían desaparecido y, en su lugar, había unos animales. Y una voz le decía: «Hazte humilde, fuerte y robusto… y lo que tú ves que sucede a estos animales, tú lo tendrás que hacer con mis hijos».

En aquel entonces, JUAN BOSCO no comprendía el mensaje. Tenía que esperar unos años, a que apareciese el momento adecuado, para verle el sentido al mensaje de su sueño.

A la edad de unos veinte años, Juan Bosco decide convertirse en sacerdote y se ordenó a los 26 años. Desde entonces, trabajaba a favor de los niños y adolescentes más desfavorecidos, que se hallaban en riesgo de exclusión social o pasando ya hambrunas, entre otros problemas.

DON BOSCO, como se conoce a Giovanni Melchiore Bosco, era sacerdote, educador y escritor. Sus obras eran de contenido religioso y educativo, además de solicitados internacionalmente en Europa y Latinoamérica. Es más, fundó la Congregación Salesiana, la Asociación de María Auxiliadora, la Asociación de Salesianos Cooperadores, el Boletín Salesiano, el Oratorio Salesiano y el Instituto de las Hijas de María Auxiliadora. Además, creó un sistema educativo conocido como el sistema preventivo. Es más, Don Bosco era un pilar fundamental para la unificación de Italia en una época de mucha desintegración y luchas de la fragmentación cristiana ayudando a la unificación de la misma.

En la actualidad, la Congregación Salesiana aún sigue viva en el mundo y el nombre de Don Bosco resuena en diversos países como nombre de calles, plazas, colegios…. así, por ejemplo, en la ciudad alemana llamada Essen existe un instituto denominado Don Bosco.

Don Bosco era un sacerdote que luchaba durante su infancia por su supervivencia y por poder realizar unos estudios y, posteriormente, ya de adulto, luchaba a favor de los jóvenes para ofrecerles un futuro mejor.

Actualmente existe un portal con el nombre de “conoce a Don Bosco”, así como un proyecto religioso que lleva su mismo nombre.

DON BOSCO O GIOVANNI MELCHORE BOSCO falleció el 31 de enero de 1888, tras dedicar toda su vida a los niños, los jovenes y la educación. 

 

Don Bosco

Don Bosco

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: