Los diez mandamientos de una buena relación

 LOS DIEZ MANDAMIENTOS DE UNA BUENA RELACIÓN

 

Los diez mandamientos de una buena relación no son más que sencillas normas a seguir, que te ayudarán a mantener viva esa llama que a veces desaparece con el tiempo.

Está claro que, al menos como yo lo veo, los milagros no existen, y es necesaria una mínima base en toda pareja. Si esa base existe, los diez mandamientos de una buena relación funcionarán.

En la siguiente lista, aparecen enumeradas las diez reglas a seguir. El orden de los factores no altera el producto, así que todas y cada una de ellas cuenta con la misma importancia, independientemente del lugar en el que aparezcan mencionadas.

1 - Amarás a tu pareja sobre todas las cosas. Y esto no significa que hay que volverse pegajoso de la noche a la mañana. Más bien se trata de pensar en la otra persona antes que en ti mismo/a, permitir que forme parte de tu vida y tus planes, y compartir con él/ella lo bueno y lo malo del día a día. Eso sí, dejando siempre que cada uno tenga su espacio y un círculo propio en el que moverse. Ciertas cosas no hay que compartirlas.

2 - La sinceridad es una enfermedad. Si bien es cierto que mentir no es bueno, y ser una persona sincera es todo un mérito, también lo es que una relación entre dos adultos es, a veces, parecida a la que existe entre los niños con los Reyes Magos, Papá Noel, o el Ratoncito Pérez. Es decir, cuantas menos verdades sepan, más felices serán, y más durará la ilusión. Hay ciertas cosas que es mejor no contar, y cada miembro de la pareja debe saber cuáles son.

3 - Seguir jugando, siempre. No importa qué mala época estemos pasando. También debe darnos igual el trabajo acumulado, el estrés, lo pronto que nos levantemos, los niños... Un muy alto porcentaje de parejas fracasan porque descuidan este aspecto. Al final, uno de ellos suele buscar consuelo en un tercero. Los más "legales" directamente abandonan y deciden buscar a alguien nuevo.

4 - Olvídate de ponerte guapo/a SÓLO cuando vayas a salir. Recuerda cómo al principio de la relación no importaba el poco tiempo que fueras a ver a la otra persona, ya que siempre, siempre, cuidabas hasta el mínimo detalle de tu aspecto. Que una relación se consolide no significa que los protagonistas se vuelvan ciegos, y aunque lo más importante se vea con el corazón, los ojos también están ahí para algo. Un algo que, dicho de paso, es muy importante conservar.

5 - Por muy machista que suene, mi abuela decía que la mujer debe ser tres cosas:

- Un Chef en la cocina

- Una doncella en la casa

- Una profesional en la cama

Y continuaba diciéndome: No dejes que nadie te diga que tienes que practicar una de las tres.

6 - Si eres hombre, borra de tu mente el punto anterior como algo exclusivo para nosotras, y aplícate el cuento, porque a mi forma de ver esto va también dirigido a vosotros.

7 - Hay que probar cosas nuevas. Las rutinas están bien, pueden incluso ser maravillosas. Pero antes de cansarte de ellas, introduce en tus hábitos alguna novedad. Pequeños detalles como salir a cenar fuera de vez en cuando, pasar un fin de semana sin los niños, o pintar un corazón y pegarlo en la nevera..., no tienen precio.

8 - Deberías. Esta palabra abunda en las relaciones de pareja. Deberías recoger tus calcetines, deberías ser menos celoso/a, deberías ocuparte del niño más tiempo, deberías... Olvídate de decirla! Nadie va buscando un padre o una madre. A pesar de falsos rumores que indican lo contrario a veces, en la realidad es otra cosa. Si empieza a asomar ese instinto con tu amante..., malo, porque dejará de serlo. Es mejor decir un "no me gusta" a tiempo, que andar con los propósitos de enseñanza acompañados de ese odioso "deberías".

9 - Amigos. Es igual de malo cerrarse a tu pareja, que olvidarte de ella y dedicar tu tiempo a los amigos. Si no los necesitas porque te diviertes a solas con tu pareja, cometes un gran error dejándolos de lado, ya que alguna vez te acordarás de ellos y no estarán. Si por el contrario vas con ellos en exceso porque a solas con tu pareja no te diviertes, entonces plantéate cambiar de pareja, ya que esa base no aguantará sólida mucho tiempo. Lo ideal es combinar ambas cosas de forma equilibrada, como las dietas balanceadas.

10 - Te quiero. Si lo dices demasiado, perderá todo su valor. Pero si no lo dices, serás tú quien lo pierda, y contigo tu relación. Es importante hacer saber a la otra persona que la queremos, todos y cada uno de los días. Pero esto puede hacerse de muchos modos. Intenta ser original, y ya verás como él/ella es mucho más feliz a tu lado, y tú también lo serás.

 

Y hasta aquí, los diez mandamientos de una buena relación.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: