fotografía

 Mantillas españolas o velos de novia se suelen bordar a mano aunque es un trabajo muy laborioso que tiende a desaparecer debido a las nuevas técnicas de bordados a máquina de fábrica y a que los trabajos de artesanía no están lo suficiente bien pagados. No obstante, aún quedan algunos talleres sobre todo en Andalucía de bordadoras que han pasado de madres a hijas y que siguen realizando esta delicada labor.

Muchas de estas laboriosas bordadoras se han dedicado desde muy antiguo al bordado de las mantillas para asistir a las misas o actos religiosos como las procesiones de Semana Santa y tambiénn al bordado de los velos de imágenes religiosas.

fotografía

fotografía

La primera operación consiste en en preparar el bastidor. Para los bordados de gran tamaño se usan de forma rectangular y redondos para los más pequeños y debajo del tul se sitúa sujeto con alfileres de cabeza un papel con el dibujo que se baya a realizar. La segunda operación consiste en perfilar con un hilo el contorno de las flores, hojas y los distintos motivos del dibujo que se va a bordar y una vez finalizada esta operación se procede a rellenar los interiores de cada flor, hojas, etc, retirando antes el papel del dibujo.

fotografía

fotografía

El bordado se realiza con una mano sobre el bastidor y la otra debajo de él. Poco a poco se van rellenando el interior de los diferentes dibujos del diseño elegido con puntos diferentes como es el cordoncillo, ojetes, calados, etc, según el punto que el dibujo requiera. Para los velos de novia se suele utilizar tul de seda y por tanto el bordado se realiza también con hilos de seda y terminado el bordado del dibujo se realiza un festón que refuerza las orillas y da consistencia a la labor.


http://artigoo.com/encaje-bolillos-historia-origen

fotografía

fotografía

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: