Las decoración rústica no tienen que ubicarse sólo en las zonas rurales, también es posible traer el campo a la ciudad teniendo en cuenta unas ideas de decoración.

Si gusta salir al campo, respirar aire fresco y olvidarse del ajetreo de la ciudad, si se quiere vivir en contacto permanente con la naturaleza, nada mejor que un ambiente rústico en casa, un estilo simple y confortable.

Estilo rústico combinado con otros

Tales peculiaridades han hecho pensar erróneamente que el estilo rústico es exclusivo para casas de campo, cuando en realidad tiene la ventaja de combinarse con otros estilos. No choca con lo moderno porque le da un aire innovador y ecléctico y rompe con el formalismo de ambientes muy clásicos, razones por las cuales puede aplicarse en cualquier tipo de vivienda.

El color en la decoración rústica

Los adecuados a este estilo rústico son los verdes, azules, terracota, amarillos, beige y arena en terminación mate.

Si la casa es oscura, se recomienda la gama de los beige y los amarillos para otorgarle luminosidad al ambiente. El terracota únicamente es válido si existe en la vivienda una buena iluminación.

Los muebles al estilo rústico

En las decoraciones rústicas se combinan el hierro forjado, la madera, el barro, el ladrillo los azulejos y los adornos de cuerda o acero aseguran el éxito en este estilo.

Muebles de líneas simples y de maderas sólidas como el pino o roble al natural o los lacados en colores claros con aspecto envejecido. También se pueden elegir muebles de hierro forjado que tienen la ventaja de combinar con cualquier tapicería.

Ideas de decoración basada en lo natural

Para crear un ambiente rústico se debe tomar en cuenta algunas ideas de decoración basados siempre en la naturaleza como fuente inspiración:

  • Los techos, las vigas expuestas antigua o nuevas acentúan este estilo rústico.
  • Otros elementos que no pueden faltar en la decoración rústica son los fogones de leña, chimeneas, percheros y paragüeros ubicados en la entrada, grupos de cuadros, platos de barro o cerámica, cestas de fibras naturales y los candelabros de hierro forjado.
  • Naturalidad: todos los elementos que integren la decoración rústica deberán evocar a la naturaleza (piedras, barro, madera. ate.).
  • Cortinas y tapices: buscar lo natural a través del lino, algodón, manta o lana lisas o estampada con flores.
  • No dejar de lado los cuadros, piezas de cerámica o barro pintadas a mano, cestos de fibras naturales y las plantas colgantes para decorarlas.
  • Plantas y frutas: en este tipo de decoración rústica son indispensables. El colocarlas en cestas de fibras naturales es algo muy característico del estilo campestre. Incluir macetas de barro o piedra.

Los pisos y las paredes

  • Pisos: los de madera, barro, piedra o fibras naturales (coco y sisal) son los más utilizados.
  • Paredes: este estilo admite varias propuesta como ladrillo, piedra, texturizadores con acabados gruesos o que imiten el barro o un falso estuco.

Los materiales que componen el estilo rústico tienen el sabor de lo auténtico: el recuerdo de la tierra, la madera y la hierba. En pocas palabras es una invitación a la relajación y al disfrute a través de espacios acogedores, frescos e informales.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: