Cuidando la relación de pareja

Cuidando la relación de pareja

Cuidando la relación de pareja El amor nos enseña a valorar las personas que queremos, Dios nos ha dado el don del matrimonio y ha bendecido nuestras vidas con el hombre y/o la mujer que amamos, hay momentos difíciles en este recorrido pero debemos recordar amar y honrar como la primera vez.

Si alguien dice que te ama pero no te protege en realidad no te ama. El amor es compromiso, es mirar el bienestar del otro, y dar seguridad de que todo va a estar bien, es no sacrificar una vida de plenitud amorosa por un momento de placer efímero, pasajero.

El respeto comienza cuando una esposa honra el liderazgo y la autoridad de su esposo, no porque él sea superior, sino porque es la persona a quien Dios doto de autoridad para el hogar. En otras palabras, el respeto no está encaminado al hombre sino a la autoridad que hay en él. Cuando una esposa entiende esto, amara y se sujetará a su esposo de buen agrado, porque su mirada está puesta en Dios y no en su esposo.

La clave para resaltar lo mejor en su esposo es aprender a hablar su idioma y afirmar sus buenas cualidades. Los afectos y motivaciones dados por las esposas, influyen a los varones a creer en sí mismos. De cierta forma, la mujer tiene la llave para liberar el potencial del hombre.

De hecho, el mejor regalo que se puede dar a los hijos es saber que sus padres se aman y que persisten juntos y así ellos aprenderán a amar en función de cómo se aman sus padres.

Si los padres no salen juntos, no se siguen cortejando, no se hablan con cariño no se comunican entre ellos de manera frecuente y especial, es escasa la posibilidad de tener hijos espiritual y emocionalmente firmes.

El amor es condición necesaria pero no suficiente para ser fiel. La fidelidad es una decisión, un acto de la voluntad que exige atención despierta y capacidad de discriminación para mantenerse alejado de lo que teóricamente no queremos hacer.

El Respeto es un principio importante que nos ayuda a matar el egoísmo y el orgullo y mata además la ignorancia en los seres humanos.

La falta de respeto algunas veces no significa necesariamente que falta el amor, es falta de autocontrol y no por falta de autocontrol va a terminarse una relación. La persona con falta de autocontrol debe de tratar de controlarse cada vez más y pedir perdón en cada momento que lo pierda. Mientras la persona avance realmente en controlarse a sí misma y posteriormente lo logre por completo la relación estará bien.

CUIDANDO LA RELACIÓN DE PAREJA rara mí la fidelidad es una combinación de autocontrol y principios y no, como han querido hacernos creer los moralistas, ausencia de deseos y sentimientos. La fidelidad no es otra cosa que anticipar y evitar.

Cuidando la relación de pareja ten en cuenta que hay cosas en la vida que no se piden. Nadie tiene obligación de amarnos. Respetar los derechos amorosos de las personas es asimilar el riesgo de no ser correspondido.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: