Cuidadores familiares

El cuidador familiar en ocasiones renuncia a su trabajo para cuidar del enfermo

Cuando se recibe la noticia de la enfermedad de un familiar, suele provocar un fuerte impacto en la familia. El choque de emociones que se produce atraviesa por diferentes etapas, primero está la incertidumbre, en ocasiones no se cree en el diágnostico, se utiliza la negación como un mecanismo de defensa. Una vez asimilada la enfermedad, aparecen otras dudas como son la calidad de vida que tendrá el enfermo y si éste será capaz de saber llevar su enfermedad.

Cuidadores familiares

Generalmente quien desarrolla esa función es la mujer, aunque en algunos casos también puede ser desarrollada por un hombre. La figura surge por la necesidad de querer atender al ser querido. 

El cuidador familiar desarrolla el trabajo sin recibir ninguna remuneración. 

Una vez que ya se ha hecho cargo del enfermo, aparece la necesidad de panificar diferentes aspectos, entre ellos se encuentra el económico. Ya que se tiene que tener en cuenta que a veces el cuidador tiene que abandonar su puesto de trabajo para dedicarse al cuidado del enfermo. La encargada de cubrir las necesidades básicas es la familia. 

Cambios en la vida del cuidador familiar

Cuando se asume la labor de cuidar al enfermo, la vida del cuidador tiene un giro radical. Tiene que hacer cambios en su vida, debe reorganizar su vida social y posponer algunos planes que tenía previsto realizar. Pasa casi todo el día cuidando del enfermo. 

Pero no por ello el cuidador se siente desmotivado, al contrario tiene sentimientos positivos como la satisfacción de estar cuidando al ser querido. Aunque también en ocasiones aparecen los sentimientos negativos, como son la impotencia e incluso puede llegar a sufrir una depresión.

La forma en la que el cuidador se vea afectado de manera positiva o negativa, tiene mucho que ver con la enfermedad que tenga el familiar y el grado en el que se encuentre la misma. 

Cuando el enfermo se encuentra en fase terminal, el cuidador familiar precisa de la ayuda de alguien que colabore con ella puesto que la dificultad es aún mayor. 

Los cuidadores familiares se sienten reconfortados al saber que están haciendo todo lo que saben y pueden por el familiar enfermo. 


 

 

Cuidadores familiares

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: