fotografia

fotografia

Hallazgos arqueológicos han dejado constancia que estas cuevas fueron utilizadas por humanos en el Paleolítico y también en la Edad Media. Declarado Monumento Natural en 1996, es uno de los sistemas karsticos más grande de nuestra península detrás del Sistema de Mortillano que se descubrió en 2009. Situado en la provincia de Burgos, en la parte sur de la cordillera Cantábrica, se extiende por una superficie de 13.850 ha.

fotografia

De gran interés para los aficionados a la espeleología, este conjunto de cuevas es un fenómeno de infiltración y absorción de aguas en el macizo rocoso de Ojo Guareña. Alberga en su interior gran cantidad de invertebrados tanto terrestres como acuáticos muchos de ellos pertenecientes a especies únicas en el mundo. Existen gran cantidad de cavidades en Ojo Guareña y en su interior se han encontrado santuarios prehistóricos y hallazgos arqueológicos que demuestran las diferentes épocas en las que las cuevas estuvieron habitadas.

fotografia

fotografia

La ermita de San Tirso y San Bernabé es uno de los lugares más visitados de Ojo Guareña situada en una de las cuevas de este complejo karstico que es muy frecuentada por el turismo y también por muchas personas que visitan la cueva que gustan de practicar y disfrutar de espeleología. A 6 kilómetros de las cuevas, en Quintanar del Rebollar, se encuentra el Centro de Interpretación donde se puede conocer todo tipo de información sobre el historial y origen de estas importantes cuevas.

fotografia

fotografia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: