portugal

crómlech de los almendros, portugal

CRÓMLECH DE LOS ALMENDROS, EN PORTUGAL

   Un crómlech es un monumento prehistórico que consiste en piedras clavadas en el suelo formando un círculo o una elipse. La palabra crómlech se difundió a través del inglés, pero procede de una lengua celta, el galés. Significa aproximadamente losas en curva. Sin embargo en inglés no se utiliza crómlech para referirse a los círculos de piedra, sino a los dólmenes. Los crómlech se construyeron sobre todo en Europa Occidental.

crómlech de los almendros

   En la Península Ibérica, el más importante es el Crómlech de los Almendros (en portugués Cromeleque dos Almendres). También es uno de los más grandes de Europa. Está situado en el municipio de Évora, Portugal, a unos 12 kilómetros al oeste de la ciudad, en una pedanía llamada Nuestra Señora de Guadalupe. No se supo de este crómlech hasta los años sesenta. Lo descubrió un investigador llamado Henrique Leonor Pina, mientras estudiaba el terreno para hacer el mapa geológico de Portugal.

crómlech de los almendros

   El Crómlech de los Almendros está formado por 95 monolitos. La mayoría son de tamaño pequeño, pero hay algunos que alcanzan los 3 metros. Hay dos recintos adyacentes, construidos en distintas épocas. El más antiguo es circular, y fue realizado en el Neolítico Inicial, unos 6.000 años antes de Cristo. El otro tiene forma de elipse y data del Neolítico Medio, unos 5.000 años antes de Cristo.

crómlech de los almendros

   Dentro del recinto elíptico hay una serie de monolitos que presentan relieves de figuras geométricas, sobre todo círculos, y también algunas figuras antropomorfas. Se corresponden con el Neolítico Superior, entre 4.000 y 3.000 años antes de Cristo.

   No se sabe con exactitud qué significado tenían estas construcciones. Se ha especulado con la posibilidad de que fuese un recinto sagrado o un monumento funerario. Sin embargo la hipótesis que ha cobrado más fuerza es la que dice que se trataba de un lugar de observación del firmamento. Los dibujos grabados en los monolitos centrales tienen ciertas similitudes con el sol y la luna.

crómlech de los almendros

   Quizás desde allí observaban y estudiaban las fases de la luna o la disposición del sol y de las estrellas. También celebrarían allí los solsticios y equinoccios. Eran las primeras sociedades sedentarias de agricultores, y necesitaban conocer cuándo empezaba y terminaba cada estación, cuándo sembrar, cuándo recoger. Quizás el crómlech fue lo más parecido a un calendario que pudieron tener.

 

Quizás también te interese:

Carahunge, monumento prehistórico en Armenia

 

 

Créditos fotos Crómlech de los Almendros (Évora, Portugal)

1-Antonioduro
2-João Carvalho en el Dominio Público
3-Xyzt1234 en el Dominio Público
4-Bruno MARC
5-Paul Barker Hemings

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: