Me he estado aferrando a que todo fuese como en el pasado y no me doy cuenta que el tiempo de ayer no regresa, que no puedo solicitar algo que yo mismo no puedo o no quiero dar, porque la vida es recíproca y aunque entiendo que no siempre los tiempos son simultáneos, es muy difícil vivirlos de esa manera, porque nos desfasamos viendo lo que no es, lo que no será o lo que ya fue…

Es muy triste ver cómo las cosas se te escapan de las manos y más triste aún cuando tu lo permites porque no tienes la resolución de tomar una decisión.

El enfrentarte contigo mismo es una de las batallas más difíciles de lidiar porque ésta terminará como quieres que termine, porque es funcional y conveniente pero no siempre como es correcto.

No se trata de convencer a los demás sino de convencerte a ti mismo, no se trata de quedar bien a ojos de los demás sino de estar bien contigo mismo, lo malo, es que puedes quedar bien contigo por un lapso corto, pero tu conciencia en el largo tiempo te dirá si lo que hiciste en verdad era lo que deseabas o te engañaste para salir del paso y el tormento de tus reflexiones no te dejará en paz…

Y así la vida pasa y puede que nos la hagamos fácil o difícil, puede que ante unos ojos aparezcamos con buena calificación y puede ser que otras miradas juzguen mal tu actuación, pero al final quedarás tu, contigo y al verte a ti mismo una vez más, sabrás tu y nadie más que hiciste lo que quisiste y bien o mal cargarás con eso para bien o para mal…

 

Guillermo Lora Santos - Tipster

junio 2011.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: