Consecuencias del suicidio

El suicidio, es el acto por el que una persona decide terminar con su propia vida

Está clasificado como una conducta autodestructiva, es una acción que la mayor parte de las veces lleva a la muerte y en otras se queda en un intento, pero su objetivo siempre es  el de encontrar la muerte. 

El suicidio no se puede prevenir

Sí se pueden intuir actitudes o situaciones sospechosas que indiquen el carácter suicida de una persona. Pero, es un acto imprevisible que en ocasiones se escapa del entendimiento humano. 

Una persona que se quiere suicidar lo va a hacer, o por lo menos lo va a intentar. Y los que sufren las consecuencias del mismo son sus familias, amigos, pareja y si los tiene, los  hijos. Que son los que se tienen que enfrentar a una serie de sentimientos que ni entienden, ni están capacitados para aceptar.

El suicida, pretende terminar con el intenso dolor que está atravesando, se siente tan bloqueado que es incapaz de ver que es posible que su situación tenga una salida. 

El suicidio, es una agresión a la persona, porque es posible que esta se sienta abandonada y de este modo lo único que hace es dirigir toda la agresividad que siente, hacia él mismo. 

Los sentimientos que pueden aparecer en su entorno

La primera consecuencia del suicidio, es que el entorno más cercano del suicida se sienten traicionados y abandonados. Incluso tienen que hacer frente a la crueldad e incomprensión de la sociedad.

Por otro lado, no tardarán en aparecer la rabia, el odio, la frustación o el abandono. En algunos casos también aparece la amargura y el inmenso dolor que es difícil de afrontar. Pero lo más importante es que tienen que hacer frente a la ausencia del ser querido que ya no está. Cuando el suicida consigue su objetivo, no es consciente de que con su sentencia ha dejado marcados para siempre a los que se quedan. 

Con el paso del tiempo, el dolor no será el mismo, pero es posible que haya algo que les recuerde la situación que creían haber olvidado. 

El suicidio, ¿acto de cobardía o valentía?

Algunos creen que el suicidio es una acto de valentía, porque no se tiene miedo a la muerte. Sin embargo, son una gran mayoría los que piensan que es un acto de cobardía y, que es el mayor grado de egoísmo, puesto que el suicida solo piensa en él y no en las consecuencias que su acto provocan en los demás. 

El suicida no llega a a esa situación por gusto, es la consecuencia de la enorme desesperación que siente por no ser capaz de afrontar la situación en la que se encuentra. 

Pero para el resto por mucho que se intente es muy complicado entender los motivos que llevan a alguien a quitarse la vida, y más sabiendo que tendrán que vivir con esa carga el resto de sus vidas.  

 

 

 

 

 


Consecuencias del suicidio

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: