Conde de Montecristo

EL CONDE DE MONTECRISTO Y EL INNOCENCE PROJECT

EL CONDE DE MONTECRISTO es una novela del famoso escritor francés ALEJANDRO DUMAS. En ella, se trata de un joven marinero quien es falsamente acusado e injustamente encarcelado y pasa casi veinte años de su vida en prisión. En su caso, ni siquiera es llevado ante la justicia, sino el fiscal decide encarcelarlo en cadena perpetua por un supuesto delito que no cometió. El joven no tenía ni la oportunidad de defenderse. Perdió su juventud y muchos años de su vida. Finalmente consigue escaparse de la cárcel, elabora un plan de venganza y comienza una nueva vida. Antes de su huida de la prisión le fue revelado un secreto de un tesoro escondido en la isla llamada MONTECRISTO. Así fue como el marinero cobró una recompensa económica que le permitiera rehacer su vida.

Esta novela tiene ciertos puntos en común con algunos casos de la JUSTICIA que se están repitiendo, algunas veces por negligencia. Veamos algunos ejemplos:

YOHAN PIEDAGNEL

Está el caso del ciudadano francés que pasó tres años en prisión preventiva por haber presuntamente matado a dos personas en Galicia, fue finalmente declarado inocente y puesto en libertad en mayo de 2009. Consiguió regresar a su país de origen para rehacer su vida.

JAMES BAIN

Tenía dieciocho años. Regresó a casa a las 22.30 horas, tras haber pasado la tarde en compañía de un amigo, y se echó en el sofá para ver la televisión cuando se quedó dormido. A media noche, la policía interrumpe su sueño y se lo lleva a la comisaría donde pasa dos días en prisión preventiva y donde se le acusa de haber violado a un niño de nueve años. Le llevan ante el juez quien dictamina cadena perpetua por secuestro y violación del niño, a pesar de no haber tenido pruebas concluyentes. Pasó 35 años de su vida en prisión. Durante todo este tiempo, James Bain sostuvo su inocencia y solicitó que se le realizaran pruebas de ADN para demostrar que no fue él. No le hicieron caso. Fue encarcelado en el año 1974. Tuvo que esperar hasta el 2009, año en el que INNOCENCE PROJECT (PROYECTO INOCENTE, una organización sin ánimo de lucro) le ofreció su ayuda y consiguió que se le realizara la prueba de ADN correspondiente que tanto había deseado. El 17 de diciembre de 2009, con 53 años de edad, fue absuelto y puesto en libertad.

MICHAEL MORTON

Pasó 25 años de su vida tras las rejas. ¿Alegato? Haber presuntamente matado a su mujer tras haberse negado ella a tener relaciones con él en el día de su cumpleaños. Fue preso en 1986. En 2008 se reabrió su caso y comenzó una nueva investigación. Se aportaron nuevas pruebas incluyendo la prueba de ADN que demostraron su inocencia. En el año 2011 fue puesto en libertad.

Estos son solo tres de miles de casos parecidos. Algunas veces, por falta de prueba. Otras, por falsos testimonios de supuestos testigos que dicen reconocer al acusado como autor o de haberlo visto en el lugar de los hechos. Y la falta por parte de un juez o los abogados de corroborar los hechos con más pruebas que realmente demuestren la culpabilidad o inocencia del acusado. En muchas ocasiones se cometen las negligencias por falta de tiempo y por no socavar las pruebas necesarias para demostrar los hechos. La presión mediática es otro factor que dificulta ser objetivo en cada caso particular.

Los errores humanos conllevan a que gente inocente pague por algo que no ha cometido. Eso demuestra que, novela, ficción o realidad, ni la Justicia ni los humanos somos infalibles. Todos estos casos tienen varios aspectos en común:

Personas que por error o falsos testimonios pierden años valiosos de su vida. Un tiempo que jamás se recupera. En muchos casos reciben una elevada recompensa económica que les permite rehacer su vida como el tesoro que cobró el marinero de la novela de Alejandro Dumas. Tal vez no todos, pero sí muchos de los casos se hubiesen podido evitar si la Justicia se hubiese tomado un poco más de tiempo para investigar los casos, reunido más pruebas y las hubiese corroborado. Hay personas que viven su vida a costa de la de otras personas. Unos, que pierden años en la cárcel, lugar donde no deberían estar, mientras que otros, los verdaderos culpables, andan libres en algún lugar de la Tierra. ¿Cuántos Condes de Montecristo no habrán vivido y pasarán aún por las mismas circunstancias? Tal vez es hora de realizar algunos cambios.

Hay casos reales que parecen ser sacados de una NOVELA por lo increíbles que parecen. Historias tan increíbles como LA NOVELA DE ALEJANDRO DUMAS, EL CONDE DE MONTECRISTO.

EL INNOCENCE PROJECT O PROYECTO INOCENTE es una organización que nació a partir de estos errores para ayudar a las personas inocentes que se encuentran en prisión y precisan de ayuda externa para demostrar su INOCENCIA, cuando los medios de la JUSTICIA fallan. 

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: