fotografia

Esta zona ya tenía una gran actividad comercial a consecuencia de "los ropavejeros", gentes que comercializaban y vendían ropa usada en el siglo XVI. También se encontraban las fábricas de encurtidos de pieles muy cerca del matadero de donde se abastecían de pieles para encurtir,  esto hacía  que se cayeran restos por el suelo de las calles formando un rastro de sangre que desprendían las pieles  y se dice que de esta actividad nació el nombre del "Rastro". Este mercado que se instala los domingos y días festivos, después de 400 años disfruta de una gran popularidad y es un lugar de encuentro para los madrileños donde suelen rebuscar tanto cosas nuevas como viejas.

fotografia

La calle de San Cayetano es conocida como la calle de los pintores donde hay obras antiguas y modernas y varios establecimientos donde se pueden adquirir materiales para pintar de todas clases. Otra calle miy visitada es la de los pájaros, donde antes se vendían animales de todas clases pero ahora es exclusiva de pájaros de todo tipo y colores. Otras calles son también muy visitadas, la de los libros, revistas, etc.

fotografia

Los madrileños y visitantes en general suelen terminar la mañana tomando tapas en los numerosos bares de la zona que suelen estar bien surtidos y se refrescan con "una clara",  una bebida muy típica de Madrid que es gaseosa con cerveza bien fresca. Lo original y típico es comprar con regateo, nunca se tiene que estar de acuerdo a la primera, si piden cuatro hay que ofrecer dos, para terminar pagando tres si el objeto interesa. 

fotografia

Situado en el barrio histórico de La latina, este lugar que es el más emblemático de la capital de España, se ha convertido en los últimos años en un lugar multiétnico ya que conviven personas de todo el mundo, marroquís, africanos, chinos, suramericanos, etc, por lo que el barrio tiene un bullicio increíble y se pueden ver en las aceras grupos de músicos amenizando el ambiente  que sobreviven gracias a la caridad de las gentes.  Con tanto ambiente en el barrio, el Rastro aumentó considerablemente con todo tipo de vendedores de los que destacan los top-manta, siempre alerta por si llega la policía que les suele requisar la mercancía que venden.

fotografia

Solo algo que hay que recomendar a los visitantes del Rastro de Madrid, y es que suelen haber muchos "descuideros" y si se deja la cartera asomando o algún dinero a la vista puede desaparecer por arte de mágia y lo que pudo ser un día agradable termina con un disgusto considerable.

fotografia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: