Un entorno familiar equilibrado, es el mejor antídoto para los problemas emocionales y protege a los adolescentes de la droga y el paro.

Comer o ver la televisión en familia, son actividades que protegen a los adolescentes de las drogas, el tabaco, los embarazos no deseados y el paro, según un informe publicado en Gran Bretaña. El estudio británico se elaboró mediante el seguimiento de mil jóvenes escoceses con problemas entre los 15 y los 23 años, y arrojó conclusiones tan sorprendentes como las de que el 50 por ciento de estos jóvenes apenas hacen vida familiar. Asimismo, a los 18 años sólo un 8 por ciento de los adolescentes que a los 15 vivían con sus padres, estaba en paro (no estudiaban) frente al 30 por ciento de los jóvenes cuyos padres se habían divorciado, tenían problemas conyugales o se habían vuelto a casar.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: