Imagen de las  colinas de chocolate en Bohol

Las colinas de chocolate se encuentran en Bohol, la décima isla más grande de Filipinas. Constituyen una inusual formación geológica en forma de cono casi perfectas, recubiertas de hierba durante la época lluviosa cambian al color marrón en la estación seca de donde deriva su nombre con la convicción de que sus ancestros veneraban el chocolate.

Las colinas de chocolate ocupan más de 50 kilómetros cuadrados en el centro de la isla. Son 1268 colinas de 120 metros de altura que contienen numerosas cuevas y manantiales y están separadas por llanuras.

Las colinas de chocolate tienen un origen incierto, algunos científicos piensan que se formaron por la acumulación de esqueletos calizos de organismos marinos como corales y moluscos, hasta que durante el Plioceno (hace cinco millones de años) las rocas se fracturaron y se elevaron sobre el nivel del mar por procesos tectónicos, adquiriendo esta forma por la erosión.

Las colinas de chocolate tienen su origen en dos leyendas, según los filipinos. La primera hace referencia a una lucha de gigantes que cuando peleaban se lanzaban enormes bolas de arena que han permanecido desde entonces. La segunda afirma que las colinas son las lágrimas derramadas por un gigante cuando perdió a su amada, permaneciendo como están con el paso de los años.

Las colinas de chocolate siguen siendo un misterio por su similitud en forma y altura, observadas desde cualquier ángulo de la isla, parecen formadas por chocolate.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: