Consejos para una cita exitosa con una mujer

Consejos para una cita exitosa con una mujer

Una cita puede resultar a veces muy estresante: Nos vamos a encontrar con una mujer que nos resulta muy atractiva y a la que queremos conquistar; es por eso que la invitamos a salir. Siempre vamos a ir con buenas espectativas y con miedo a defraudarlas. La intención de este artículo es presentar algunos consejos que he ido recolectando de conversaciones con amigos y amigas y de mis propias experincias.

¿Cómo ir vestido?

Si bien todos los puntos son importantes, este es fundamental. ¿Por qué? Porque es lo primero que ella va a ver, es el primer contacto, la primera impresión. Y además, todos sabemos esto: una mujer va a pasar bastante más tiempo que vos adelante del espejo decidiendo qué ponerse para verse bonita. No va a vestirse de gala, pero se va a presentar muy producida y con ropa linda. ¿Qué crees que pensaría si te encuentra a vos vestido con una remera vieja, un par de alpargatas rotas y un jean sucio? Se va a sentir incómoda. Se va a pasar los primeros 15 o 20 minutos de la cita pensando cosas como "quizás no debí venir tan producidaa la cita", "pensé que era una cita un poco más formal", "me siento una tonta por haberme tomado tanto tiempo para producirme y encotrarme con este tipo que ni siquiera se bañó", "a este tipo no le importa en lo más mínimo esta cita" u otras cosas del estilo. ¡Y no es bueno que esto suceda!. Un buen jean, una chomba o camisa y unos lindos zapatos sería ideal.

 

¿Cómo recibirla?

Es importante saber que ella va a llegar unos 15 o 30 minutos más tarde de lo pactado. ¡Y no hay posibilidad de que esto no pase! y el motivo es simple: si ella llega a horario al lugar de la cita, corre el riesgo de que vos no estés y pasar un mal momento esperandote con miedo a que no te presentes. Recordá que, aunque la cita sea en un lugar público, vos sos el anfitrión.

Bueno, sabiendo esto, lo importante es no desesperar: no se te ocurra mandarle un mensaje o llamarla para preguntarle cuánto le falta. Dale su tiempo.

Como segundo punto, tengo que decir que no es una buena idea que cuando llegue vos estés tomando un trago: puede parecer que te cansaste de esperarla. Mi consejo es que la esperes afuera.

Lo primero que vas a hacer luego de saludarla es ofrecerle ir a otro lugar en caso de que este no le guste. Si llega a disculparse por llegar tarde a la cita no se te ocurra decirle que la disculpás, porque de alguna manera le estarías diciendo que te molestó esperarla. Lo mejor sería "improvisar" algún chiste como "no te preocupes, es por culpa de los taxistas que siempre manejan despacio" o "la noche está muy linda para estar afuera esperando". Lo peor que podés hacer es ponerte meloso y decirle algo así como "si hubiese tenido que esperarte toda la vida lo hubiese hecho". Es un dicho demasiado "baboso" para decirle a una mujer en la primera cita.

 

¿Cómo continuar?

El objetivo ahora es mantener una conversación entretenida. Para esto hay algunos consejos que son importantes:

  • Tratá de hablar más de ella que de vos. Preguntale sobre su vida y más que nada sobre su presente. Meterse en el pasado puede derivar en temas de conversación poco felices.
  • Mirarla a los ojos cuando te habla es importante, aunque no todo el tiempo. Hay que buscar el punto medio: Mirarla lo suficiente como para que sienta que estás interesado en ella, pero no fijamente como para que se sienta incómoda.
  • Si llega a preguntarte por tu ex, no te extiendas mucho en la respuesta ni hables de ella como si fuera la mejor mujer del planeta. Tampoco sería bueno que hables mal.
  • Retomando el tema de la mirada, es importante que no mires a cada mujer que pasa por el frente. Pueden pasar mil chicas hermosas, y vas a tener que ingnorarlas. Hoy la más importante es esa mujer que está sentada con vos, y sin que lo digas, tiene que saberlo. Tampoco le mires los pechos mientras te habla.
  • La desición de irse la tiene que tomar ella. Si se quiere quedar un rato más, vos te quedás; si quiere dar por terminada la cita, te ofrecés a llevarla o acompañarla.
  • Obvio que la cuenta la vas a pagar vos.

 

¿Qué hacer una vez que se van?

Este punto ya es una cuestión muy personal y depende mucho de tus intenciones con ella y cómo haya resultado la cita. Asique solo te doy un consejo: Si tenés paciencia, quizás esta vez no logres tu objetivo, pero sí lo vas a lograr en la próxima cita. Si, en cambio, perdés la paciencia, perderás la oportunidad de una segunda cita y nunca volverás a verla.

 

 

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: