Fantasias

Queridas hadas

Hoy es el día en el que me atrevo a decir lo que realmente significan para mí, durante mucho tiempo pensé en ustedes como los seres más maravillosos y sorprendentes que podían existir, pues formaban parte de mi mundo de fantasías. Ya que me acompañaron en este camino de la vida, lleno de subidas y bajadas.

Es esta la razón por la que me arriesgo a escribirles... Siempre las he observado desde lejos, he seguido sus aventuras día y noche, incluso me dediqué a imaginar esos lindos colores y esas alas transparentes, llenas de una belleza tan única e incomparable.

La hermosa idea de su existencia fue el factor determinante para que pudiera creer en cualquier cosa, todo lo que no somos capaces de ver o de tener cerca de nosotros. Y fue ésta misma idea, la razón de mi destrucción. Porque pasé toda mi vida dibujando historias dentro mí cabeza, historias que se volvieron incluso mejores que la vida misma. Pensar en heroes que rescataban princesas o buscaban tener el poder absoluto me llenaba de satisfacción. Imaginé millones de vidas, algunas parecidas a la mía y otras bastante distintas. Las ideas de amor verdadero eran el pan de cada día en dichas historias, pero en el transcurso de mi vida olvidé lo mas importante; mi amor. Así es queridas hadas, en todo este mundo de sueños y deseos por cumplir, rompí la regla mas importante de todas, terminé olvidando mis propios sentimientos. La perfección que inventé, terminó cegandome.

Esta es la razón por la que soy capaz de escribirles ahora, tal vez se molesten conmigo por no haberlo hecho antes, pero no tenía el valor suficiente para hacerlo. No me sentía suficiente para ustedes y ahora, al final de mi vida, no me siento suficiente para nadie. A pesar de encontrarme en mi lecho de muerte queridas hadas, quiero agradecerles por brindarme la oportunidad de soñar. Porque aunque tal vez no viví en carne propía la experiencia del amor, mí corazón si llegó a tener una pequeña probada de él.

Ahora me despido de ustedes mis fieles compañeras. Espero que su eternidad sea placentera y puedan enseñar a muchas personas como se debe soñar.

Por siempre suya.
A. G.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: