Una nueva fecha fifa ha concluido, y con ella un balance positivo en cuanto a resultados para la Selección Colombia. Se consiguieron dos victorias, una frente a Perú por uno a cero, la segunda y más reciente frente a ecuador por el mismo marcador.

Soy de las personas que defiende los resultados positivos, pero todo resultado positivo es digno de análisis, y más cuando su concecusión deja ciertas dudas. 

empecemos por el fondo, "el arco": las palabras que definen la situación actual de esta posición en la selección son las que pronuncia aquel narrador que extrañamos narrando los partidos de Colombia (Javier Fernandez con su 'Tú tranquilo').

En la defensa, El actual técnico de la selección ha conformado un cuanteto posterior que según él ha dado resultado, fundamentado quizá en los cuatro partidos de Copa America. Lo cierto, es que el fútbol es un deporte de distintas facetas, y en cuanto a los laterales, todavía se notan incomodos al planteamiento del estratega Portugues. Hoy, a pesar de ello quiero destacar una virtud que fue la principal falencia en antiguos procesos (los centros precisos) y es que hay que ver centrar tanto a Estefan Medina y a William Tesillo para darse cuenta que lo hacen bien, siendo esto un valor agregado que debe reconocerse; aún así, en lo personal no me gustan como laterales.  

Y llegamos al motívo del título, "Carlos Queiróz contratado por Carlos Vives", y la expliación del título es simple, EL EQUIPO DE QUEIROZ PARECE UNA CASA EN EL AIRE, (el arquitecto que necesitaba Carlos Vives para construir el sueño de aquella canción que acompañaba las parrandas de antiguas generaciones), desde mi apreciación personal, como colombiano, quiero lo mejor para mi selección: que gane y guste; pero, desde que la selección juega sin un 10, desde que la selección entró a ser parte de la moda europea de jugar con el 4-3-3 siendo los 3 del medio volantes mixtos y ninguno armador nato, se perdió el orden, el equipo parece un equipo de niños aprendices: todos detrás del balón. Preocupante esto, ¿o no? yo lo creo así y más aún sabiendo que dentro de la estructura de Queiróz parece que el puesto normal de jugadores como James Rodriguez y Juanfer Quintero no tiene cabida. Es acá donde los "maltratos" de Zidane en contra de James tratando de convertirlo en volante mixto empiezan a tener sentido, y es que en el futból moderno el 10 clásico parece ser un recuerdo nada más. 

Por último, Carlos Queiróz sigue en la busqueda del Sadio Mané y el Mohamed Salá versión Colombia si usted cumple con caracteristicas parecidas a la de estos jugadores no dude en postularse.

Sebastian E. Pineda Buitrago.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: