Lleida conmemora el 150 aniversario de uno de sus espacios más identitarios y mas queridos, los CAMPOS ELÍSEOS, un parque que simboliza el espíritu que encabezó la ciudad a mediados del siglo XIX. Fue el estandarte de la modernidad urbana que Lleida vivió en aquel periodo, de la mano del alcalde Fuster.

LLEIDA era una capital que proyectaba el derribo de las murallas para hacer realidad su ensanche y que estrenaba linea de ferrocarril así como alumbrado a gas.

Estanque campos eliseos

El parque se convirtió enseguida en un fenómeno social por su intensa vinculación con la sociedad del momento. Nadie se sentía excluido en este espacio de relación colectiva. Los Campos Elíseos fueron paseo, auditorio teatral y musical y un recinto donde los lleidatans practicaban una de las modas de finales del siglo XIX, pasear en bicicleta.

El desaparecido teatro fue también un escenario de cultura impregnada por el naciente catalanismo. Por los Campos Elíseos pasaron políticos de la talla de Salmerón, Lerroux, Cambó, Macià y Companys, quien acompañó a Manuel Azaña en una multitudinaria visita en 1932, con el alcalde Salustià Estadella.

parque campos eliseos

Lleida ha vivido tres siglos en los Campos Elíseos. Un primer periodo, el siglo XIX y el primer tercio del XX, como símbolo de jardín romántico. Siguió la segunda mitad del siglo pasado, marcada por el desarrollo industrial, en el que los campos Elíseos se potenciaron como espacio de exposición y de feria, con el PALACIO DEL VIDRIO, obra del ingeniero municipal Josep María Cots. El tercer periodo, con la ultima reforma hecha en 2007, representa la apertura definitiva del parque a la ciudad, símbolo del siglo XXI.

Después de 150 años los lleidatans y lleidatanes están cada vez más unidos gracias a los Campos Elíseos. Sus rincones guardan recuerdos imborrables de la esfera más intima y familiar de muchas generaciones.

postal campos eliseos

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: