Cómo caminar como lo hizo Él (1 Juan 2: 6)

COMO CAMINAR COMO LO HIZO ÈL (1 Juan 2: 6)

¿Qué significa tener la vida de Cristo en nosotros? ¿Hemos comprendido esta realidad perdurable que nos demostró Jesús a nosotros de manera que podamos caminar con Dios?

La frase “permanecer en Él” significa exactamente lo mismo que “tener comunión con Él”. El Señor Jesús dejó esto perfectamente claro cuando dijo, según el evangelio de Juan: “Como el pámpano no puede llevar fruto por sí mismo, si no permanece en la vid, así tampoco vosotros, si no permanecéis en mí”

Nosotros podemos estar en Cristo, como miembro de la viña, pero solo van a aparecer hojas, pero si lo que deseamos es que nuestra vida dé fruto, es preciso que nos pongamos en otra actitud que es la de permanecer en Él, descansando en Él, que es lo que produce resultados permanentes en la vida.

La señal de permanecer es caminar de la misma manera que caminó Cristo. Eso no significa hacer las mismas cosas que hizo Jesús; lo que quiere decir es actuar basándonos en el mismo principio sobre el cual Jesús actuó, a fin de reflejar la misma clase de relación con el Padre que tuvo Él. Esa es la señal de la comunión.

Lo más asombroso es que Él no ha hecho más que decirnos la manera de permanecer en Él, pero nosotros hacemos caso omiso de esto. Él dijo: “El Hijo del Hombre no hace estas cosas por sí mismo”. Es decir: “Yo no estoy haciendo esto; el Padre que vive en mí lo está haciendo. Yo no hablo estas palabras de mí mismo; hablo solo lo que oigo decir mi Padre. Es el Padre el que dice las palabras; es el Padre el que las pronuncia; es el Padre el que realiza la obra. Yo soy un hombre, a disposición de Él, pero él está en mí y está obrando en mí, y ese es el secreto de las cosas que hago. Yo solamente cuento con Él cada momento que esté obrando y haciendo estas cosas, y Él las hace”.

Jesús caminó teniendo una comunión total, continua e inquebrantable y dependiendo de la actividad del Padre que habitaba en Él. Pero a nosotros parece que nos costara hacer esto, sabiendo que el hijo de Dios vive en nosotros y Él ha venido con el fin de reproducir el efecto de Su muerte y el poder de Su resurrección, para vivir de nuevo Su vida en nosotros.

Señor, te doy gracias porque Tú provees para mí, llenándome con Tu vida misma. Te pido en oración que yo pueda entender "COMO CAMINAR COMO LO HIZO ÈL"  y que colabore contigo en hacerlo. Amén

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: