La Calzada del Gigante

La Calzada del Gigante

La Calzada del Gigante

LA CALZADA DEL GIGANTE.

La “Calzada del Gigante ” en Irlanda del Norte, es un hermoso sitio descubierto en 1963 que se encuentra ubicado específicamente en el condado de Antrim, a 5 Km de Bushmills aproximadamente.

Conocida en el idioma inglés como “Giant´s Causeway”, su existencia ha sido explicada mitológicamente con la historia de dos gigantes en eterna contienda, los cuales se arrojaban piedras desde sus respectivos territorios, dando lugar a la formación de la calzada; pero en realidad este maravilloso lugar se encuentra integrado por formaciones rocosas hexagonales que alcanzan los 12 m de altura debido a las erupciones volcánicas y al brusco enfriamiento de material incandescente, del cual surgieron más de 40,000 llamativas columnas de basalto con bellas formas geométricas hace sesenta millones de años.

Al condensarse y sufrir enfriamiento, la lava se agrietó, formando columnas basálticas de aspecto cristalino con una presión mucho más débil que las soportadas por las rocas ígneas, que dan lugar a la formación de granito a mayores profundidades y en condiciones totalmente opuestas. El material basáltico disminuye su volumen durante su formación y da origen a prismas que al separarse adquieren aspecto de columnas.

Esta calzada cuenta con atractivos acantilados, además de la asombrosa “bota de Finn”, que según la leyenda pertenecía al gigante y al quedar abandonada, se petrificó. Otras rocas forman caprichosas siluetas y este lugar también suele ser visitado por quienes aman la aves, pues en él anidan diversas especies marinas.

La “Calzada del Gigante” fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en l986 y un año más tarde se le nombró Reserva Natural Nacional por el Departamento de Ambiente de Irlanda del Norte.

Quienes deciden conocer la “Calzada del Gigante” se encuentran con una estupenda organización que brinda diversas opciones de hospedaje, además de que es posible acceder al lugar tomando autobuses desde Belfast; llegar al centro de visitantes en automóvil y luego tomar el autobús que los lleva a la calzada, o bien, hacer el recorrido del centro hasta ella, caminando -- lo cual lleva un tiempo de veinte minutos aproximadamente--, permitiendo a los caminantes estar en contacto con la naturaleza y disfrutar de las bellísimas costas .

Sin duda la “Calzada del Gigante” es un lugar de cautivadora belleza, que nunca dejará de maravillar a quienes la contemplan.

La Calzada del Gigante

La Calzada del Gigante

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: