Los tiempos han cambiado, así mismo la forma en que nos comunicamos y nos relacionamos tambien cambia. Conocer personas a través de INTERNET va en aumento y ahora más con el auge que tienen las redes sociales.

La revolución tecnológica ha llevado al ser humano a adaptar todo su estilo de vida junto a la tecnología de las comunicaciones; y la forma de relacionarnos no escapa a esa revolución; tanto así que muchas personas deciden relacionarse con gente nueva a través de los muchos sitios que abundan en la red para hacer amigos y buscar pareja.

Ya sea que no tengas muchos amigos, o que simplemente quieras ampliar tu circulo social, o que quieras encontrar pareja; las páginas para encontrar lo que andas buscando están a la orden del día.

Y a la orden del dia también están aquellos que solo buscan aprovecharse de otros pescando posibles victimas para cometer fraude y sacar dinero, tener sexo e incentivar la pornografía y la prostitución. Es por eso que debemos de ser cuidadosos de las páginas y de las personas que encontramos en ellas; no se trata de evitarlas a toda costa , (aunque para algunas personas es lo mejor) sino de tener cuidado y de investigar; de tomarse tiempo para conocer a esas personas y/o estar alerta ante cualquier detalle que cause algo de desconfianza. Pero que pasa cuando de una simple pantalla de un computador pasamos al encuentro físico?, qué tan seguro es? qué tan agradable puede ser?. Lo menos que puede pasar es que al conocerse en persona simplemente no haya química y decidan alejarse sin más. Pero no siempre llega a ser así.

Hemos escuchado historias tristes de personas que han iniciado una relación amorosa por internet y despues de conocerse en persona descubren que no son el uno para el otro; o historias terribles que tiene un comienzo feliz y el final es aterrador, donde casi siempre hay una persona víctima de la violencia doméstica o en el peor de los casos, una víctima mortal. Otras historias tiene que ver con personas que contactan a mujeres para prostituirlas o a menores de edad que pueden caer en la pornografia infantil.

Y no pueden faltar las típicas historias de aquellas personas que buscan sacar algun tipo de beneficio económico. Y es que desde mi punto de vista, el encontrar pareja por internet no tiene que ser malo; lo realmente malo es quedarse sólo con la percepción que una persona nos transmite a través del computador y no llevar esa relación al plano físico; es decir, a conocerse en persona y dedicar tiempo para conocerse. Lo realmente peligroso es proponer matrimonio o aceptar una propuesta matrimonial de una persona que sólo se conoce a través de la webcam del computador. Lo mismo pasa con parejas que no se han conocido en internet, sino que un amigo o familiar los presentó, o se conocieron en cualquier ambiente social; si esta pareja no dedica tiempo a conocerse el uno al otro, terminarán en un fiasco o descubriéndo cosas o aspectos que no se imaginaban que su pareja tenía y de este tipo de relación tambien se han conocido casos terribles.

El otro lado de la moneda tiene que ver con las historias románticas con final feliz, de las cuales, afortunadamente he sido testigo de algunas de ellas. Aunque a decir verdad, sería como decir historias normales como las de aquellas parejas que no se conocieron navegando en la red, porque sea cual sea el caso, la vida en pareja no es fácil y si se quiere tener un hogar feliz se requiere de paciencia, amor y respeto, entre otras cosas.

En conclusión, de nosotros mismos depende el resultado de una relación de amistad o de pareja que nace mientras navegamos por la red. La experiencia nos ha enseñado que cualquier cosa puede pasar en internet.

Utilizando un computador o dispósitivo móvil

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: