fotografia

Se venden al turismo como broches, dijes, aretes, anillos, etc. Se trata del escarabajo Makech que mide unos 4 centímetros y que tiene el caparazón manchado entre blanco y negro siendo una variedad que solamente se da en Yucatán. A causa de que se vende a los visitantes con la idea de que proporciona el amor y la felicidad, en la actualidad se encuentran en peligro de extinción. Su precio puede alcanzar los 35 pesos según las piedras de vivos colores que lleve incrustadas en el caparazón.

fotografia

Para lucir esta "joya" se le añade una pequeña cadena que sale del escarabajo y tiene un prendedor. Por lo general se lleva prendido del pecho y esta tradición se remonta a una antigua leyenda maya donde se cuenta la historia de la princesa Cuzán.

La leyenda maya del escarabajo Makech.

La princesa Cuzán estaba comprometida con el príncipe Ek Chapat, pero su corazón latía de amor por un guerrero pelirrojo llamado Chalpol. La pareja vivía en secreto su pasión hasta que un día el padre de la joven fue informado de que su hija se veía clandestinamente con un plebeyo. Este enfurecido mandó matarlo pero los llantos desesperados de la joven hicieron que se apiadara y perdonara la vida del enamorado pero mandó a un brujo que lo convirtiera en escarabajo. Se lo entregó a Crazán quien lo adornó con piedras preciosas y lo colgó en su pecho cerca del corazón donde lo llevó para siempre.

fotografia

La historia de "La princesa y el Makech" es una antigua leyenda maya que dió origen que en la península de Yucatá,, sureste de México, se conserve en la actualidad la costumbre de llevar escarabajos vivos como si de joyas se tratara. Cada vez es más difícil encontrar este variedad de escarabajos pues la creencia que proporcionan amor y felicidad y el comercio dedicado al turismo hacen que esta especie esté en peligro de desaparecer.

fotografia

fotografia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: