Bo, el perro de Obama

BO, EL PERRO DE OBAMA

   Bo, el perro de Obama, que desde hace más de tres años habita en la Casa Blanca, se ha ganado el sobrenombre de First Dog of the United States (Primer Perro de los Estados Unidos). Las mascotas forman parte de las vidas de sus dueños, y cuando los dueños son personalidades poderosas, sus mascotas ocupan un lugar protagonista en el mundo. Ese ha sido el caso de Bo, el perro de la familia presidencial estadounidense.

   Todo comenzó cuando Barack Obama, en su discurso de agradecimiento tras ganar las elecciones presidenciales en 2008, afirmó que iba a permitir a sus hijas que tuviesen un perro cuando viviesen en la Casa Blanca. El asunto resultó ser de gran interés para los estadounidenses, que siguieron con simpatía y curiosidad el proceso de elección de mascota para el recién elegido presidente y su familia.

Bo, el perro de Obama

   El matrimonio Barack y Michelle Obama comentaron entonces que su hija mayor, Malia, padecía de alergia, con lo cual la elección de un perro quedaba limitada a aquellas razas que apenas soltasen pelo, y declararon que adoptarían uno de tales características entre los perros abandonados y albergados en las perreras cercanas. Pero no hubo tal adopción, ya que el senador Edward Kennedy en abril de 2009 regaló a las hijas de Obama, Malia y Sasha, este bonito perro de aguas portugués de color negro con partes blancas, que entonces tenía seis meses. El propio Kennedy poseía varios perros de aguas portugueses, raza apta para las alergias de Malia. Al no haber recogido un perro de una perrera como habían anunciado en un principio, los Obama prometieron hacer un donativo a una organización protectora de animales de Washington.

Bo, el perro de Obama

   Bo, el perro de la familia presidencial estadounidense, debe su nombre a las hijas del presidente, Malia y Sasha. Estas niñas declararon haberlo elegido porque su abuelo materno era apodado Didley por el cantante de blues estadounidense Bo Didley. Además, les gustaba el nombre de una mascota que ya había en la familia llamada Bo, el gato de sus primos. Antes de regalarles este perro, el senador Kennedy hizo que los adiestradores caninos de sus propios perros educasen también a Bo. Cuando el perro Bo llegó a la Casa Blanca, ya entendía y acataba las órdenes de sentarse y levantarse, y desde el primer día empezó a obedecer a la familia presidencial. Según la declaración patrimonial del pesidente Obama, Bo, el perro de la familia, tiene un valor de 1.600 dólares.

Bo, el perro de Obama

El carácter mediático de Bo, el perro de Obama

   Bo, el perro de los Obama, es muy mediático y ha sido fotografiado a menudo jugando con su dueño Barack Obama, yendo de compras con él, corriendo por los jardines de la casa Blanca, o de paseo con toda la familia Obama. Bo, el perro de aguas más conocido de los Estados Unidos, incluso protagonizó, en marzo de este año y disfrazado con orejas de conejo, un anuncio de televisión informando sobre la celebración de la fiesta de Pascua en la Casa Blanca. Bo, el perro de los Obama, cuenta además con una página en Facebook. La popularidad de este animalito es tan grande que una empresa juguetera de Illinois ha comercializado un Bo de peluche, con enorme aceptación por parte de los estadounidenses.

   Durante la campaña electoral del 2012, Bo, el perro de Obama, apoyó la candidatura presidencial de su amo. Para ello se editaron imanes, pegatinas, pins, llaveros etc con la cara de este can y el eslogan I bark for Barack (Yo ladro por Barack). Estos artículos fueron diseñados especialmente para captar el voto del numeroso sector de población llamado llamado Pets' lovers (Amantes de las mascotas).

Bo el perro de Obama

   Bo, el perro de la familia Obama, es muy amistoso y su presencia siempre atrae el interés y las miradas del público. Incluso ha llegado a eclipsar a corresponsales de telediarios. Esto fue así en alguna ocasión en que se ha visto al simpático animal corretear por detrás del corresponsal en una conexión con la Casa Blanca. A menudo Bo el perro se convierte en el principal foco de atención. El hecho de haberlo visto crecer, unido a su carácter sociable y juguetón, han hecho que Bo, el perro más famoso de los Estados Unidos, se haya ganado el cariño de los estadounidenses.

Bo, el perro de Obama

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: