fotografia

Situado en Menorca a 8 kilómetros de Mahón, este bonito pueblo de pescadores fue construído en 1972 y es uno de los puntos turísticos más importante de la isla. Calles estrechas, casas blancas dispuestas en forma de laberinto, cualquier rincón sirve para hacer una postal. Cales Coves es el nombre que se dió a un paisaje con numerosas cuevas que sirvieron de hogar a los antiguos menorquines y junto a ellas se ha construído esta moderna urbanización.

fotogarfia

Una de las cuevas, la de Xaroi, se ha convertido en una sala de fiestas, aunque el paisaje del mar y acantilados se conservan con su belleza de siempre y la leyenda de esta cueva se sigue contando como hace miles de años. Para llegar a la cueva de Xaroi convertida en discoteca hay que acceder por unas escaleras que llegan a una terraza con sombrillas donde se puede disfrutar de bellas puestas de sol tomando una copa. Así mismo, la pista de la discoteca ofrece una abertura desde la cual se puede ver la gran inmensidad del azul del mar.

fotografia

fotogarfia

LA LEYENDA DE LA CUEVA DE XOROI

Se cuenta que hace muchos años, en la época que el mar estaba surcado de piratas, un hombre, tal vez procedente de un naufragio llegó a estas costas y trepando por las rocas se refugió en una de las cuevas. Durante un tiempo solo salía por las noches para robar comida el los campos pero cansado de estar solo, un día raptó a una moza payesa y se la llevó a la cueva y los del pueblo y su familia nunca más supieron de ella ya que ignoraban que un hombre vivía en la cueva. Pero ocurrió que años más tarde cayó una gran nevada y el hombre (al que más tarde llamaron "el moro") salió a robar comida para su familia pues ya habián tenido varios hijos y las huellas de sus pies quedaron impresas en la nieve.

Un grupo de hombres armados del pueblo siguiendo las huellas llegaron al borde de la cueva y el moro al que apodaron Xoroi porque le falta una oreja, al verse acorralado se tiró por el acantilado seguido por su hijo mayor desapareciendo los dos tragados por el mar. La moza payesa y tres hijos más que habián nacido en la cueva fueron llevados a la ciudad y los hijos tuvieron mucha descendencia cuya estirpe sigue hoy vigente.   

fotogarfia

fotografia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: