fotografia

Nombre francés que significa caballo pequeño. Se eligió este nombre ya que al usarlo hay que hacerlo con las piernas abiertas como si se montara a caballo. El bidet moderno parece ser que fue creado en Francia al final del siglo XVIII por fabricantes de muebles para que los jinetes aliviaran sus posederas después de las jornadas a caballo. No obstante, ya en la antigüedad han existido lo que se llamaba "baños de asiento" que en sus orígenes se encontraban situados en los dormitorios.

fotografia

fotografia

Cuando ya comenzaron a instalarse los cuartos de baño este instrumento pasó a ser parte de ellos. El bidet puede ser utilizado tanto por hombres como mujeres y ha significado una importante aportación a la higiene personal. Muy útil para personas mayores que tienen incontinencia para aseas sus partes íntimas con frecuencia. También es muy usado por las mujeres con el periodo mensual ya que necesitan lavarse con asiduidad.

fotografia

Por otra parte, se aconseja baños de bidet a las personas que sufren de hemorroides, ovarios dolorosos, infecciones de vejiga o los que sufren de próstata. El formato de bidet actual se asemeja mucho al inodoro y se sitúa junto a este, lo que invita y anima al aseo personal. Hoy en día, el bidet o bidé, es un sanitario imprescindible en todas las casas y seguramente le debamos a este utensilio la desminución de enfermedades infecciosas que antiguamente se sufrían especialmente en las vías urinarias. Los japoneses, tan obsesionados por la limpieza han situado bidets hasta en los urinarios públicos.

fotografia

fotografia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: