problemas de salud

El rimo agitado de vida que se lleva en la actualidad, la mala alimentación y la venta de estos productos, han logrado que gran parte de los jóvenes consuman bebidas energéticas.

Que en la mayoría de los casos deberían estar prohibidas por las consecuencias que su consumo trae.

Alto consumo de cafeína, el café es un estimulante que bloquea la sensación de cansancio. Una lata de esta bebida equivale a 3 tazas de café. Alto consumo de azúcar, alrededor de 13 cucharadas de azúcar contiene cada lata. Lo que afecta directamente al sistema nervioso central.

Esto lo advierte la nutricionista de la UNA. Jenny González. Quien además explica que los ingredientes como la taurina y el guaraná son responsables de algunas arritmias, hipertensión y alteración del sistema nervioso. También contribuyen a la obesidad y al sobrepeso. Señala que las personas con alguna cardiopatía no deberían consumir estas bebidas. También contribuyen a padecer insomnio y osteoporosis, ya que no permiten la absorción de calcio en huesos.

Y por último el riesgo que se corre al combinarlas con alcohol. Al ser el alcohol neurodepresor y las bebidas energéticas neuroestimulador, puede correrse el riesgo de sufrir un coma etílico.

Así es que antes de abrir una de estas latas, contemplemos las consecuencias de ello, que mejor que consumir agua o jugos naturales.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: