Los científicos están examinando cuidadosamente una creciente amenaza a sus esfuerzos espaciales: residuos espaciales en órbita. Calculan que ya hay en órbita millones de pequeños trozos de basura, incluyendo pequeñas partículas de pintura de anteriores naves espaciales. ¿Por qué les preocupan objetos tan pequeños? “Los expertos dicen que, a gran velocidad, un fragmento del tamaño de un guisante podría fácilmente hacer añicos un satélite de cien millones de dólares”, hace notar The New York Times. “Peor aún, un satélite que se fragmentara podría desencadenar otros accidentes en una cascada de destrucción.” Algunos sospechan que estos accidentes ya han ocurrido. La basura en órbita también ha sido una pesadilla para los astrónomos. No solo ha interferido en los telescopios y distorsionado fotografías estelares, sino que también ha sido la causa de varios “descubrimientos” astronómicos erróneos. Actualmente se están observando en órbita unos siete mil objetos del tamaño de una pelota de tenis o aún más grandes.

basura espacial

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: