Los activos tóxicos adquiridos por el banco malo ofrecerán pocos descuentos a las entidades de crédito en relación a su valor inicial de mercado.

 

Poco a poco se van a ir destapando las principales características del Banco Malo y la actuación del mismo sobre los mercados financieros y rescate de determinadas Entidades Financieras.

 

En este sentido, la primera noticia que ha saltado al respecto es la relativa al precio por el que serán adquiridos los activos tóxicos (inmuebles que disponen las Entidades Financieras en su cartera) y por lo que parece no se ofrecerán grandes rebajas a los Bancos que decidan vender sus activos al Banco Malo, sino que los mismos serán adquiridos atendiendo a las valoraciones emitidas por Oliver Wyman en su test de estrés y las provisiones dotadas por los bancos atendiendo a la regulación vigente.

 

En relación con las provisiones, los inmuebles se provisionan atendiendo a los siguientes porcentajes:

 

- Para viviendas finalizadas el porcentaje a aplicar es del 35%

- Para viviendas en construcción del 65%

- Para el suelo hasta un 80%

 

Estos precios se emplearán para sanear el sector bancario y los denominados activos tóxicos, determinando su mejor valor de mercado. Por todo ello, todo Banco que tenga debidamente cubiertos sus activos tóxicos es posible que derivado de este intercambio obtenga dinero, mejorando así la liquidez de sus balances.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: