El otro día ví Avatar, para confirmar lo que imaginaba por las imágenes.

 

Lo positivo primero: visualmente la película es espectacular -siempre que te gusten los gráficos, claro-. Yo, que soy muy antiguo, no dejaba de pensar en el inmenso trabajo que ha debido suponer semejante preciosismo para una legión de diseñadores, grafistas, informáticos..., años con seguridad. Para mí eso ya tiene gran valor en sí mismo. Hasta aquí lo bueno.

 

Todo lo demás: incluso ese preciosismo llega a cansar a la vista (y eso que no la ví en 3D), es como estar delante de una intro de Pc constante. Creo que no aparece una tonalidad roja en toda la película; vamos, que acabas de azul-verdoso hasta las narices (ya no volverán a ser tus colores favoritos). Al principio, los bosques, animales luminosos te parecen de sueño... pero como casi todos los sueños, pronto se vuelve pesadilla propia de una noche de bakaleta perdido ¿Es necesario que todo tenga luz? Poco verosimil, incluso dentro de la ficción, y reforzando el aspecto videojueguil (que está muy bien oye, pero uno no va al cine a jugar).

 

No perderé mucho tiempo con la ¿Historia/trama? Manida y tópica, mil veces vista e incluso mal desarrollada -sobra metraje a puñados para lo que cuenta-. Poco "alienígena" eso de una especie antropomorfa (claro), mezcla de pantera, indio americano y líquido de fregar inodoros, que hablan una mezcla de árabe con ruso muy gracioso y, según avanza la peli, olvidan sus comportamientos propios para cambiarlos por los propios de yankilandia. Las influencias cantan a la legua: la conquista del nuevo mundo, las naves de Halo, las armaduras tácticas de Mátrix, El último mohicano... y no seguiré. Luego tiene aciertos enormes, como meter a Sigourney Ripley, digo Weaber, para que te estés todo el rato acordando de la magnífica Alien, y te pongas triste constatando como con el tiempo vamos a peor (no por ella, que bien se conserva, sino en la evolución de lo que antes era cine...). También han metido a esa actriz latina de ojos oblícuos y cara de mala ostia, que aparece en toda peli de acción en la que se necesita a una mujer soldado con dos cojones. No vaya a ser que nos perdamos.

 

Algunos detalles me hicieron bastante gracia: la coleta con conexión biológica Usb 3.0 es la leche... uno no puede conectarse espiritualmente con las criaturas que te rodean, con la madre tierra, no... necesitas un cable de nervios, que te quede claro. Y mi favorito: las naves llevan los consabidos teclados luminoso-táctiles para que todo parezca hiper-futurista (curioso que, sin embargo, los teclados de plástico clásicos sean más cómodos, oye), pero las armaduras tácticas llevan, literal, un pequeño rectángulo de cristal para ver quién viene por detrás... ¡Dios, el retrovisor de un 600!! Cómo me pude reir... xDD

 

En definitiva, un producto acorde con nuestros tiempos... luminoso, mega-guay, con lucecitas por todos lados, computerizado hasta las trancas, ecologista de cliché, muy bonito de ver...

 

E insustancial, vacío y sin contenidos.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: