Una explosión registrada en el centro de Oslo cerca de la oficina del primer ministro Jens Stoltenberg ha dejado heridas a varias personas, según han informado varios testigos presenciales.

Al menos dos personas han muerto al explotar un coche bomba en el complejo gubernamental de Oslo, según la policía, que no descarta que haya más víctimas mortales.

La explosión, que se produjo sobre las 13.20 GMT, afectó a las oficinas del primer ministro, Jens Stoltenberg, que no sufrió daños, según medios noruegos.

La policía ha acordonado la zona, mientras se evacúan las dependencias gubernamentales aledañas y se atiende a los numerosos heridos.

Las oficinas del primer ministro quedaron completamente destruidas. El funcionario no se encontraba en la ciudad en el momento del atentado. Las informaciones iniciales indican que se habría utilizado un coche-bomba.

Por el momento se habla de dos personas muertas, aunque la policía aún no ha confirmado el número de fallecidos o heridos.
La policía aseguró, dos horas después, que se trató de un atentado en el que se habría utilizado un coche-bomba.

La primera y la segunda plantas de la sede oficial del primer ministro noruego quedaron destrozadas con la explosión.

El vidrio de las ventanas voló como misiles, afirmaron los testigos que pasaban por las calles de la zona. En tanto que una nube de humo se eleva sobre la ciudad. Muchos heridos dispersos en las calles.



 

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: