¡Libérame!

Las paredes del placer,

el pensar que, el creer que,

y la poca fe,

me aprisionan en tu ser.

¡Libérame!

Estas pesadas cadenas

Son la peor condena

llenas de promesas

y excusas que ideas.

¡Libérame!

Quiero volver a sentir

las ansias de vivir

siempre junto a ti

sin más sufrir.

¡Libérame!

Deseo ser la luz

que te guíe a Jesús

así podrás tú

amar en plenitud.

¡Libérame!

Que tu obcecada razón

no es de Dios un don

ni divina unción

sólo es pasión.

¡Libérame!

Tú y sólo tú decides

Si con amor vives

o con tus razones

y placeres mueres.

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: