fotografía

Disfrutan en otoño los japoneses cuando el suelo se convierte en una alfombra de hojas secas, es cuando dan rienda suelta a su espíritu creador con el nuevo arte que han llamado "ochiba" o "arte de las hojas caídas". se puede catalogar de arte efímeo, no obstante, es una muestra más del ingenio de los japoneses utilizando materiales desechables. Utilizan las hojas muertas para decorar las ceras, calles o plazas con corazones, figuras diversas, personajes de juegos, de Disney, manga, abstractas, etc. 

fotografía

La cultura japonesa siempre se ha distinguido por estar en conección con el arte y la naturaleza, lo hemos podido conocer con el Iquebana, el arte floral con flores y ramas cortadas que es casi como una religión. El espíritu japonés no es dominador sino que se consideran un elemento más de la naturaleza y por ello siempre tienden a estar en armonía con ella.

fotografía

fotografía

Su gran respeto por todo lo que nos rodea es lo que ha propiciado que el budismo sea mayoritario en Japón. Llega el otoño y los árboles se desnudan de hojas que caen revoloteando al suelo invitando a barrer y amontonarlas para quemarlas después, pero los japoneses tienen otro destino para ellas y no las dejan morir sino que les dan una nueva oportunidad y las hacen entrar en el mundo del arte. Y no son solamente formas que decoran el paisaje, también realizan creaciones sorprendentes que pueden adornar los hogares, composiciones de belleza sorprendente y novedosa.

fotografía

fotografía

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: