fotogarfia

Realizar manualidades con las conchas marinas que recogemos en verano en la playa durante las vacaciones puede resultar una actividad muy relajante a la vez que de utilidad pues podemos decorar muchas cosas, como un jarrón, un marco de fotos, un espejo, una lámpara, etc. Conseguir conchas es fácil, basta con darse un paseo por la playa más cercana y también ir guardando las que consumimos en casa cuando ponemos mariscos de menú. 

fotografia

fotografia

El resultado de lo que vayamos a decorar depende de nuestra inspiración y del cuidado y gusto con el que realicemos esta actividad creativa. Lo primero que hay hacer es limpiar las conchas , caracolas, piedras, etc, con agua y jabón y con un cepillo de púas duras eliminar los restos de arena o cualquier resto que tengan alojados en las grietas. Si se resisten se pueden dejar un día en remojo. 

fotografia

Antes de proceder a pegarlas con un pegamento de calidad hay que procurar sacarles brillo con un paño para que luzcan mejor, También se puede proceder una vez terminado el objeto, a dale una capa de laca o barniz para que brille más.

Las conchas marinas así como las caracolas son los exoesqueletos de los moluscos que viven en el mar. Cuando estos mueren las mismas aguas los empujan hacia la costa y se convierten en objetos de decoración muy económicos ya que solo hay que emplear un poco de tiempo en recolectarlo. De este modo, un marco de fotos deteriorado y que ya pensábamos tirar, se puede convertir en una pequeña obra de arte que a todos sorprenderá.

fotogarfia

Comparte este Goo:

¿Tiene contenido inapropiado?

Comparte este goo con un amigo: